7 Beneficios Del Cardo De Leche O Cardo Mariano

¿Qué Es El Cardo De Leche?

El cardo mariano, o cardo de leche, es una planta cuyo nombre científico es Silybum marianum, que se caracteriza por su flor color púrpura y sus hojas con espinas. Ha sido utilizado hace cientos de años por sus propiedades medicinales, destacando su papel benéfico sobre problemas hepáticos y propiedades antioxidantes, depurativas y antinflamatorias.

Esta maravillosa planta medicinal te puede ayudar a mejorar tu salud de diversas maneras:

  • Promoviendo una función digestiva saludable.
  • Aumentando la producción de bilis.
  • Reduciendo el colesterol.
  • Previniendo el cáncer.
  • Disminuyendo la inflamación de membranas mucosas.

En este artículo te mencionaré los increíbles beneficios y usos del cardo mariano.

¿Cómo Funciona El Cardo De Leche?

El cardo de leche se ha utilizado por más de 2,000 años. Es una planta que crece naturalmente en países del mediterráneo y Asia, pero también se cultiva en otras partes del mundo. El médico griego y botánico, Dioscórides, fue el primero en describir las propiedades medicinales del cardo de leche en el año 40 después de Cristo.

Contiene poderosos antioxidantes que ayudan a combatir los radicales libres y así ralentizar el proceso de envejecimiento celular, a la vez que potencia el  sistema inmune, para prevenir enfermedades. Sin embargo, unos de sus beneficios más destacados es el tratamiento de problemas hepáticos.

El hígado es un órgano muy importante, que tiene variadas funciones, como son:

  • Desintoxicación de sustancias, como el alcohol.
  • Metabolismo de corticoesteroides.
  • Almacenamiento y activación de vitaminas y minerales.

Tanto las semillas como las hojas, las puedes encontrar en el mercado en forma de píldoras, polvo, tintura madre, extracto o infusiones. Las semillas se pueden consumir directamente, pero de manera general, las personas la compran como suplementos, ya que en una o dos píldoras pueden obtener una dosis mayor del principio activo.

¿Cuáles Son Los Beneficios Del Cardo Mariano?

1.- Desintoxicación del Hígado

El hígado es uno de los órganos más grandes e importantes de tu cuerpo y es responsable de realizar una serie de funciones esenciales. La condición en la que se encuentre tu sangre, dependerá en gran medida de la salud del hígado, ya que el hígado es un purificador de la misma.

La función principal del cardo de leche es la desintoxicación de tu hígado. Ayuda a reconstruir las células hepáticas, a la vez que elimina las toxinas que ahí se procesan. Es eficaz para revertir el daño hepático, leve a moderado, causado por el consumo de alcohol, pesticidas, metales pesados, uso excesivo de medicamentos y más.

Ha sido ampliamente estudiado y aprobado en tratamientos terapéuticos para varias enfermedades hepáticas, incluyendo el hígado graso (esteatosis hepática), daño por alcoholismo, hepatitis y otros.

2.- Contribuye En La Prevención Del Cáncer

Las semillas del cardo mariano son una rica fuente de flavonoides y antioxidantes. Su compuesto de silimarina se asocia a una disminución del riesgo de cáncer, mediante el fortalecimiento del sistema inmunológico y la prevención del crecimiento tumoral canceroso.

En el año 2007, después de revisar numerosos estudios sobre tratamientos terapéuticos, investigadores de la Universidad de Minnesota concluyeron que “Existe una fuerte evidencia preclínica de los efectos hepatoprotectores y anticancerígenos de la silimarina, incluyendo la inhibición del crecimiento de las células cancerosas en la próstata, piel, mama y células cervicales humanas”.

Entre un 50 a 70% de moléculas de silimarina son del tipo silibina, un potente antioxidante que estimula la síntesis de proteínas y regenera la capa externa de células sanas, manteniéndolas protegidas de daños y mutaciones. Además, ayuda a la renovación celular y contrarresta los efectos nocivos de contaminantes físicos y químicos.

De acuerdo a lo señalado por el Departamento de Medicina Experimental y Clínica de la Universidad Magna Graecia, la silimarina actúa como un protector del cáncer, porque es ‘’un agente de bloqueo de toxinas’’ e inhibe su unión a los receptores de membrana celular.

3.- El Cardo De Leche Ayuda A Reducir el Colesterol

Si tu último examen de colesterol salió alterado, este punto te interesa. El cardo mariano ayuda a disminuir los niveles de colesterol elevados, a purificar la sangre, a reducir la inflamación de las arterias y a prevenir el daño oxidativo causado por radicales libres.

La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos considera que el cardo de leche es un potente antinflamatorio, lo cual ayuda a prevenir las enfermedades cardiovasculares.

Aunque las investigaciones realizadas no son suficientes, los estudios realizados han concluido que cuando se utiliza el cardo mariano, en combinación con tratamientos tradicionales, el colesterol total, el colesterol LDL (colesterol malo) y los triglicéridos, se reducen significativamente, en comparación con el tratamiento convencional.

4.- Puede Contribuir En El Control Y Prevención De La Diabetes

De acuerdo al Instituto Nacional de Salud, existen investigaciones que concluyen que ingerir silimarina, junto con el tratamiento convencional para la diabetes, ayuda a mantener la enfermedad controlada, ya que contribuye a mantener las glicemias dentro de los rangos normales.

De acuerdo a estudios experimentales y clínicos, se encontró que los antioxidantes que contiene el cardo mariano, son efectivos para disminuir los niveles de azúcar en sangre, en personas con resistencia a la insulina.

Por último, según un estudio realizado el año 2006 por el Departamento de Farmacología del Instituto de Plantas Medicinales, pacientes diabéticos que recibieron silimarina durante cuatro semanas, disminuyeron significativamente sus niveles de glicemia en ayunas, en comparación con el grupo que recibió placebo. Esto se fundamenta en que el hígado es el responsable de la regulación de hormonas, incluida la insulina, la cual mantiene los niveles de glucosa en la sangre, por lo que el funcionamiento correcto del hígado beneficia el control de la diabetes.

5.- Ayuda A Prevenir Los Cálculos Biliares

El cardo de leche es beneficioso para el correcto funcionamiento del hígado, así como para los órganos que se relacionan con él, específicamente la vesícula biliar.

La vesícula es un órgano, en forma de saco, que se encarga de almacenar la bilis que produce el hígado, por lo que se relacionan estrechamente. Es común que se formen cálculos en la vesícula biliar, que si no se tratan a tiempo, pueden terminar en un grave caso de pancreatitis aguda.

En este sentido, el cardo mariano es un potente protector hepático que también contribuye en el tratamiento de los cálculos biliares, gracias a la silimarina.

En adición, el cardo mariano apoya el funcionamiento del sistema endocrino y gastrointestinal, ayudando en la producción de bilis y enzimas.

6.- Mejora la Salud de la Piel

Estudios demuestran que los fitoquímicos del cardo mariano, son eficaces para inhibir el estrés oxidativo inducido por los rayos UV (ultravioleta), que causan enfermedades como el cáncer de la piel. La investigación también sugiere que la aplicación de silimarina, es efectiva para reducir el daño en la piel, causado por la radiación del tratamiento contra el cáncer.

En el 2008, investigadores del Departamento de Dermatología de la Universidad de Alabama Birmingham, compararon los efectos en la piel de ratones tras la exposición a los rayos UV. Aquellos que recibieron extracto de cardo mariano, mostraron un daño menor en el tejido, en comparación con los ratones que no lo recibieron.

7.- Un Potente Efecto Antienvejecimiento

Los antioxidantes que contiene el cardo de leche, ralentizan el proceso de envejecimiento de todos tus órganos, ayudándote a mantener el correcto funcionamiento de tus ojos, articulaciones, músculos, etc.

El cardo mariano puede contribuir en la prevención de padecimientos comunes y graves de los adultos, algunos producidos por el envejecimiento, como las enfermedades cardiacas, diabetes, daño renal, daño hepático, cáncer, pérdida de elasticidad de la piel y problemas visuales.

Gracias a su propiedad protectora, te ayudará a reducir los signos visibles del envejecimiento, como arrugas, líneas de expresión y manchas oscuras.

¿Cardo de Leche y Glutatión?

El cardo de leche contribuye a mantener los niveles de glutatión, el cual es un importante antioxidante para prevenir diversas enfermedades. El glutation se encuentra naturalmente en tu cuerpo, así como en algunas plantas, setas, hongos y algas. En este contexto, la silimarina que es un antioxidante, puede proteger el agotamiento del glutatión.

La función principal del glutatión es combatir el estrés oxidativo, causado por radicales libres, que conduce a enfermedades como el cáncer, diabetes, enfermedades del corazón, enfermedades neurodegenerativas, entre otras.

Actualmente, la dieta, la contaminación, las toxinas, los medicamentos, el estrés, el trauma, el envejecimiento, las infecciones, las enfermedades y la radiación, agotan el correcto funcionamiento del hígado y la cantidad de glutatión que hay en tu organismo. Y, afortunadamente, el cardo mariano te ayudará a:

  • Aumentar los niveles de glutatión, a través de una mejora en la función de desintoxicación de tu hígado.
  • Fortalecer las paredes de las células del hígado, disminuyendo el daño de toxinas invasoras, apoyando la regeneración hepática y la formación de glutatión.

Efectos Secundarios Del Cardo de Leche

En la gran mayoría, el cardo de leche es bien tolerado y se considera un producto seguro con muy pocos efectos secundarios. Aunque, eventualmente, podrías presentar algún malestar gastrointestinal, un efecto laxante suave, vómitos o náuseas.

Cuando se ingiere en la dosis recomendada, se reducen las posibilidades de presentar una reacción alérgica o interacción. Pero, en ocasiones, se ha encontrado que los antioxidantes pueden interferir con la eficacia de algunos fármacos utilizados en quimioterapia.

¿Cuál Es la Dosis Recomendada del Cardo de Leche y Dónde Comprarlo?

Debido a que el cardo mariano se clasifica como un suplemento y no como medicamento, no está sujeto a la supervisión y control de calidad de la FDA (Food and Drug Administration: Agencia de Alimentos y Medicamentos). Al existir un menor control sobre estos productos, la cantidad del principio activo puede variar significativamente entre una marca y otra.

La dosis aún no ha sido estandarizada, pero lo recomendado es consumir entre de 20 a 300 miligramos por día.

Finalmente, puedes conseguirlo en cualquier farmacia naturista o a través del internet. Su precio varía dependiendo del fabricante y la presentación. Un frasco de cápsulas cuesta alrededor de 11 dólares, pero si compras las semillas, tienen un precio de unos 2 dólares.

Siempre es importante que ante cualquier efecto secundario o enfermedad preexistente, consultes a tu médico sobre el tratamiento con el cardo mariano.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here