Infusiones para depurar el hígado

El hígado es un órgano único que cumple una importante cantidad de funciones muy complejas, por lo cual es fundamental cuidarlo bien.

Existen varias infusiones para depurar el hígado que ayudan en mucho a mantenerlo sano.

El hígado es un órgano vital, ya que a diferencia de otros órganos  (por ejemplo el bazo, estómago, útero, próstata, vesícula o incluso el estómago) no es posible vivir sin el mismo. Tiene una importante capacidad de regeneración. Si una madre dona parte de su hígado a si hijo, por poner un ejemplo, éste se recompone en un tiempo bastante breve. Esta es una más de las maravillas de este complejo órgano.

higadoUna de las funciones más importantes que cumple el hígado es depurar el organismo. Cuando un tóxico ingresa, el hígado se encarga de destruirlo. Claro que no siempre ocurre sin pagar un costo alto. Otro ejemplo: el alcohol es un tóxico del cual el hígado de encarga de destruir. Sin embargo, si se bebe con frecuencia e intensidad, el hígado se destruye. Esto es la cirrosis hepática.

Ver también:

Una vida saludable, donde prestemos atención a una dieta adecuada, evitando los alimentos que tengan pesticidas u otros tóxicos es muy importante. Evitar el consumo de alcohol es otra medida clave. Si es un hígado sano, una cantidad pequeña en forma esporádica no es un problema, pero las cantidades importantes con mucha frecuencia, son letales para este órgano. Para mantener esa salud deseada, consumir cada tanto las infusiones para depurar el hígado es una excelente idea.

Infusiones para depurar el hígadoInfusiones para depurar el hígado

1. Infusión de salvia.

Este es un té que realmente vale la pena preparar porque además de ser muy sano, es delicioso.

Lo ideal es tener en le jardín unas cuantas plantas de salvia así disponemos una cantidad importante para cuando queremos consumirlo.

En caso contrario tampoco es problemático conseguirlo en tiendas. La preparación es muy simple: colocamos 4 hojas y flores de salvia en una taza de agua hirviendo (por supuesto que ya la hemos retirado del fuego).

Dejamos reposar 15 minutos. Lo ideal es beberlo luego de las comidas principales.

La dosis recomendada es hasta 3 tazas al día. Si queremos hacer un tratamiento para desintoxicar el hígado que ya sentimos que no está bien, lo ideal es consumir al menos 2 tazas al día por una semana. Una advertencia muy importante es que no se recomienda en aquellas mujeres que se encuentran lactando.

2. Infusión de Cardo mariano.

El Cardo mariano contiene en sus semillas silimarina, que es un flavonoide. Como hemos visto otras veces, los flavonoide son antioxidantes.

Esto quiere decir que el cardo mariano tiene sustancias que combaten los temibles radicales libres, los cuales a su vez son los responsables de las enfermedades degenerativas como el cáncer y las enfermedades cardiovasculares.

Los componentes activos del Cardo mariano que nos interesan se encuentran en las semillas, por lo tanto será ese el sector que usaremos para preparar la infusión. En una cucharadita de té vamos a colocar las semillas, las cuales llevaremos a una taza de agua hirviendo (retiramos el fuego en el momento). Dejamos reposar media hora y ya lo podemos beber. Una taza cada mañana durante una semana es lo ideal. Una aclaración importante es que de esta forma no se obtienen cantidades tan importantes de silimarina, por lo que si tenemos ya un problema del hígado y lo queremos tratar, lo ideal es conseguir en una tienda naturista cápsulas de este producto.

3. Infusión de Diente de león.

Esta infusión es muy digestiva, por lo que si hemos hecho una comida algo fuerte y abundante, es ideal beber una taza luego de la misma. Se prepara con una taza de agua hirviendo con un puñado de hojas y flores de Diente de león. Como en todos los casos es muy importante dejarlo reposar. Se beben hasta dos tazas al día.

Si queremos hacer un tratamiento porque consideramos que estamos con el hígado algo pesado por haber comido no tan sano, por 15 días mantener el consumo de dos tazas diarias consigue un efecto muy notorio.

Una advertencia importante es que esta infusión es diurética. Para quienes ya consumen diuréticos no es buena idea beberla, lo mismo para quienes reciben litio  o tienen cálculos.

4. Infusión de boldo.

El boldo tiene un fuerte sabor, que a algunos les puede gustar mucho (es mi caso) y a otros no. Al igual que en el caso anterior es un excelente digestivo y se recomienda especialmente luego de una comida muy copiosa. Se prepara con un puñado de hojas y flores dentro de una taza de agua hirviendo. Se deja reposar y se bebe. Es ideal tener la planta en casa, ya sea que tenemos un jardín o una simple maceta en el balcón. De otro modo, se consigue sin problemás en tiendas. Una acción extra del boldo es que es muy bueno para combatir el estreñimiento.

Ver también:

Conclusiones:

1. El hígado es un órgano vital que cumple funciones fundamentales, entre las cuales descontaminar el organismo es una de ellas. Si lo que queremos es mantenerlo sano, el paso más importante es evitar el problema en lugar de tener que solucionarlo. Para eso hay que tener un estilo de vida sano, sin cigarrillos, con una dieta balanceada y sana, evitando el alcohol y otros tóxicos.
2. Existen varias infusiones que ayudan al funcionamiento de este órgano. Sin embargo, en todos los casos, siempre es clave consultar con el médico como primer paso, para que el compruebe si tenemos este problema y en que magnitud. Puede ser que en nuestro caso, por otras enfermedades o condiciones, no sea recomendable consumir tal o cual infusión. Tener un médico de cabecera de total confianza nos mantendrá sanos.
3. Las hierbas para preparar las infusiones se deben adquirir en tiendas de total confianza, ya que no son pocos los casos donde se dice que es tal producto y en la realidad no lo es, o la dosis es otra. Tener plantas en casa nos evita ese problema.

Imagen: hottestteainfusion-de-te-verde

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here