Cúrcuma Para La Piel: ¿Tiene Beneficios O Riesgos?

Durante cientos de años, personas alrededor del mundo han usado la cúrcuma por sus múltiples beneficios para la salud.

Esta especia de sabor y olor característicos, es de la misma familia que el jengibre y se utiliza para aderezar alimentos en las culturas asiáticas, la herbolaria ayurvédica y como suplemento en productos de belleza y para la piel.

La cúrcuma obtiene sus beneficios de una molécula llamada curcumina, la cual tiene efectos comprobados antioxidantes y antinflamatorios.

Beneficios De La Cúrcuma Para La piel

1. Le Brinda Un Brillo Natural A Tu Piel

La cúrcuma contiene compuestos antioxidantes y antinflamatorios que le otorgan una apariencia más saludable y brillante a tu piel.

Puedes hacerte una mascarilla con cúrcuma en la comodidad de tu hogar para comprobar los cambios positivos que fomenta en tu rostro.

Simplemente mezcla una pequeña cantidad de yogurt griego sin azúcar, una cucharadita de miel y una cucharadita de cúrcuma. Aplica en la cara, deja actuar quince minutos y enjuaga con agua tibia. No olvides humectar tu rostro después.

2. Ayuda A Curar Heridas

La curcumina puede ayudar a sanar heridas superficiales en la piel disminuyendo los procesos oxidativos e inflamatorios, lo que fomenta una curación más efectiva y menos dolorosa, además de que combate infecciones.

Los estudios han demostrado que la curcumina tiene un efecto positivo en la producción de colágeno y existen fórmulas especializadas de uso médico a base de curcumina que puedes tener en tu botiquín o cargar en tu bolso para raspones y heridas menores.

3. Ayuda A Aliviar Los Síntomas De La Psoriasis

La psoriasis es una enfermedad de la piel que causa varias incomodidades. Debido a sus propiedades antinflamatorias y antioxidantes, la cúrcuma puede tratar de manera natural gran parte de sus síntomas.

4. Combate El Acné

Una mascarilla de cúrcuma a la semana puede desinflamar los poros, calmar la piel, combatir el acné y evitar que sus lesiones dejen cicatrices, gracias a que fomenta la producción de colágeno.

Puedes usar una pomada concentrada de cúrcuma para secar los brotes de acné.

Lee nuestra guía definitiva sobre los 3 mejores tratamientos para el acné

5. Podría Ser Útil Contra La Sarna

Un estudio llevado a cabo en la India, país donde algunas personas y muchos animales padecen este mal provocado por ácaros microscópicos, demostró que una combinación de cúrcuma con otras plantas nativas era efectiva para aliviar el padecimiento.

6. Puede Ayudar A Tratar Una Amplia Gama De Condiciones Dermatológicas

No existen suficientes estudios de que la cúrcuma sea efectiva para otras dolencias de la piel. Sin embargo, algunos estudios sugieren que podría ser efectiva en el eczema, alopecia y liquen plano, una enfermedad autoinmune.

Riesgos Del Uso De Cúrcuma En La Piel

Cuando usas esta especia, necesitas tener cuidado con la dosis, el tipo de producto que usas y considerar sus posibles reacciones con otras medicaciones.

La cúrcuma tiene baja biodisponibilidad cuando se ingiere. Esto significa que tu metabolismo puede usar muy poco, una vez que entra en el tracto digestivo, pues se disuelve y se excreta con excesiva facilidad.

No obstante, debes evitar ingerir más de una cucharada diaria, y si vas a probarla en tu piel, es recomendable que primero la consumas oralmente y luego hagas pequeñas pruebas tópicas para descartar cualquier reacción alérgica.

Cuando la aplicas en el cuerpo, la cúrcuma puede permanecer en la piel y dejar un residuo amarillo o anaranjado que es perfectamente normal. Pero si eres alérgico a las especias en general, su aplicación puede derivar en irritación, enrojecimiento e inflamación.

Prueba con un poco de cúrcuma en tu antebrazo y espera al menos 24 horas para descartar cualquier reacción secundaria antes de usarla en tu rostro.

Lee nuestra guía sobre los 12 beneficios probados de la cúrcuma para tu salud

¿Cómo Usar La Cúrcuma Para La Piel?

Hay muchas formas para aprovechar los beneficios de la cúrcuma y tener una piel más saludable, entre ellas:

Cápsulas Orales

Los suplementos en cápsula aíslan el componente activo de la cúrcuma y permiten una concentración de hasta el 95% que aumenta las posibilidades de su absorción.

Cuando consumas suplementos de curcumina, fíjate que incluyan pimienta negra o su derivada para mejorar su absorción.

En Alimentos

Por mucho, la forma más disfrutable de consumir cúrcuma es como condimento en los alimentos. Úsala con frecuencia en la cocina para que reconozcas sus beneficios en tu salud.

La dosis culinaria recomendada es de dos a tres gramos por día, y si la consumes fresca en forma de raíz, puedes consumir hasta 600 miligramos diariamente.

Puedes agregársela a tus batidos, sopas y estofados, arroz integral, quinoa, lentejas y cualquier leguminosa. También le brinda mucho sabor a las verduras a la parrilla y al vapor. Queda muy bien con aves de corral y puedes experimentar en muchos platillos.

Cuando cocines con cúrcuma, recuerda agregar un poco de pimienta negra para potenciar su absorción metabólica.

Considera que la curcumina es una molécula delicada que se destruye con el calor, así que primero cocina los alimentos y luego, cuando estén tibios, agrégala.

Almacena esta especia en un lugar fresco, seco y oscuro, porque sus propiedades se degradan cuando se expone demasiado tiempo a la luz solar. Incluso puedes guardarla en el refrigerador.

Aplicaciones Tópicas

Aplicar la cúrcuma directamente en la piel y el cuerpo puede dejar tu piel fresca e hidratada. Puedes buscar crema de cúrcuma o hacer tu propia mezcla en casa. Simplemente agrégale un poco de cúrcuma a tu loción hidratante favorita.

Existen algunas excelentes recetas para mascarilla de cúrcuma que se adaptan a las necesidades de tu piel.

Por ejemplo, para pieles normales, combina una cucharada de cúrcuma con una de miel y una más de leche entera o yogurt sin azúcar.

Para pieles grasas y con acné, combina una cucharada de cúrcuma en polvo, una cucharada de polvo de garbanzo y una cucharada de jugo de limón.

Para pieles mixtas, combina media cucharada de cúrcuma, una cucharada de harina y unas gotas de agua.

También puedes hacer una mascarilla de nutrición intensiva combinando una cucharada de avena instantánea cruda, una clara de huevo y una cucharada de cúrcuma.

Cuando apliques cualquiera de las mascarillas, espera al menos quince minutos o hasta que sequen por completo antes de retirarlas gentilmente con agua tibia.

Abajo un video de cómo preparar y poner una mascarilla de cúrcuma:

Por último, considera que la cúrcuma puede manchar tu ropa y otros textiles, así que extrema precauciones cuando la uses para la piel y enjuágala a la perfección.

Esperamos tus comentarios acerca de estas recetas y los cambios que hayas experimentado en tu piel después de utilizarlas.

Nos vemos pronto.

 

Ver También: