Como Hacer El Té Antiinflamatorio de Jengibre y Cúrcuma Para Aliviar El Dolor

te-de-jengibre-y-curcuma-una-alternativa-para-la-inflamacion

El jengibre y la cúrcuma son grandes especias que se han usado desde la antigüedad con fines medicinales. Son recomendadas ampliamente para tratar problemas gastrointestinales, enfermedades inflamatorias y otras condiciones.

Ya es conocido que la inflamación afecta mucho al buen funcionamiento del organismo, por lo que el jengibre y la cúrcuma, al ser tan nutritivos y aportar tantas propiedades y beneficios, ayudarán a combatirla de manera natural. Además, sus sabores son únicos.

Beneficios del té de jengibre y cúrcuma para tu salud

Ambas raíces son muy nutritivas, el jengibre en particular, tiene grandes propiedades antiinflamatorias que son excelentes para prevenir y tratar artritis, dolores musculares y otros. Ésto es gracias a su rico contenido de gingeroles.

Además, estas propiedades promueven una buena salud digestiva, aliviando los cólicos y las náuseas, evitando la acumulación de gases intestinales, y en general, fortaleciendo el sistema inmunológico.

Por otra parte, la cúrcuma también tiene muchas propiedades, entre las que destacan las antiinflamatorias. Consumirla con regularidad ayuda a combatir dolores articulares, musculares, aliviar síntomas de úlcera, entre otras condiciones inflamatorias.

El jengibre y cúrcuma combinados funcionan perfectamente para poder combatir de manera natural la inflamación. Sus beneficios son muy similares, ya que pueden ayudar a combatir problemas de artritis así como los digestivos. (1) (2)

Como Hacer El Té Antiinflamatorio De Jengibre Y Cúrcuma

Puedes preparar y consumir un té antiinflamatorio para poder aprovechar al máximo los beneficios del jengibre y cúrcuma. Es muy sencillo:

Necesitas:

  • Una taza de agua
  • Una cucharadita de cúrcuma recién rallada
  • Una cucharadita de jengibre recién rallado
  • Una cucharadita de miel
  • Limón (opcional)

En caso de que no tengas las especias frescas, puedes usarlas en polvo, solo usa 1/3 de cucharadita de cada uno.

Para favorecer la absorción de cúrcuma en el organismo, una vez que el té está listo, añade una cucharadita de aceite de coco orgánico o de linaza. También, puedes optar por añadir ¼ a ½ cucharadita de pimienta negra, que por su contenido de piperina, facilita la absorcion de la cúrcuma.

Como prepararlo:

  • Pon a hervir el agua en una cacerola pequeña
  • Añade el jengibre y la cúrcuma rallada
  • Reduce el fuego y deja hervir la mezcla por unos 10 minutos
  • Si usas jengibre y cúrcuma molida, solo hierve a fuego lento durante cinco minutos
  • Cuela el té, deja entibiar, y añade una cucharadita de miel y unas gotitas de limón (opcional)
  • Luego añade la cucharadita de aceite de linaza o de coco o de pimienta negra

Como Preparar Té De Jengibre Y Cúrcuma Paso A Paso

1.- Comprar Cúrcuma y jengibre, a mi me divierte comprar el jengibre, tiene siempre tiene una forma diferente y rara.

20160825_092611

2- Pone a hervir agua antes de que peles la cúrcuma y el jengibre.

agua-hirviendo

3.- Pelar la cúrcuma y el jengibre, en mi experiencia la mejor manera de pelar el jengibre es con una cuchara, lo pelas muy rápido además de que las manos te quedan oliendo muy bonito.

pelar-una-curcuma-y-un-jenjibre-con-una-cuchara

4.- Una vez que has terminado de quitarle la cáscara al jengibre y a la cúrcuma, puedes hacer dos cosas, una es rallarla o bien puedes cortarla en trozitos con un cuchillo. A mi en lo partícular prefiero partirla con un cuchillo (  pero es cuestión de gustos).

curcuma-y-jengibre-rallada-y-cortada-en-trozos

5.- Una vez que la haz rallado solo falta agregar la cúrcuma al agua hirviendo.

Nota: No existe una cantidad especifica de cúrcuma, puedes agregar la cantidad que desees y le puedes ir rebajando la concentración con agua.

agua-hirviendo-con-curcuma-y-jengibre

6.- ¿Es verano o es invierno? A mi en lo particular me gusta tomar siempre el té caliente, pero tienes dos opciones, la primera es hacer un té caliente o un té frió.

Lo primero que tienes que hacer es colocarlo, para que únicamente quede el té.

curcuma-y-jengibre-en-un-colador

7.- Puedes Disfrutar un rico té caliente con un poquito de miel.

te-de-curcuma-con-jengibre

8.- O bien puedes agregarle unos hielos y hacer un delicioso té frío de cúrcuma con jengibre para la temporada de calor. Cuando lo tomes, te recomiendo que aspires profundamente para que sientas lo rico que huele el té antes de tomarlo.

te-helado-de-jengibre-con-curcuma

 

No hay dosis de jengibre y cúrcuma especificada para la preparación de té, sin embargo, solo requieres de una cucharadita de ambos para la preparación del té y para poder disfrutar de sus grandes beneficios antiinflamatorios.

Rrecuerda que su sabor es muy fuerte, al igual que su aroma. Puedes beber una taza al día, y una extra si hay dolor o inflamación.

Ver también:

Mira lo que pasa con tu cuerpo con este té

El consumo de estas plantas es muy seguro y sin efectos secundarios significativos. Sin embargo es indispensable recordar y tomar en cuenta que, en ciertos casos, se debe evitar su consumo.

Si tienes diabetes, problemas gástricos, si consumes fármacos anticoagulantes, debes consultar a tu médico médico, debido a que la posible interacción de sus componentes pueden poner en riesgo la salud.

Además, ten en cuenta que durante el embarazo y lactancia no debes consumir ninguna de estas especias.


2 COMENTARIOS

  1. Muy interesante, y se agradece hacernos conocer las propiedades de la cúrcuma y el gengibre.Pero quisiera saber si tiene alguna contraindicación para la enfermedad de los riñones.Gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here