¿Por qué es mala la fenilalanina?, qué es, para qué sirve, beneficios y efectos secundarios

La fenilalanina es uno de los 10 aminoácidos esenciales del ser humano que solo se obtiene mediante la dieta. Conozcamos más de sus beneficios y para qué sirve la fenilalanina.

¿Qué daño hace la fenilalanina y por qué es peligrosa?

La fenilalanina es un aminoácido esencial del cuerpo, que cumple importantes funciones en procesos fisiológicos y celulares. Este aminoácido se metaboliza para formar otro aminoácido y varias aminas activas a nivel del cuerpo. La fenilalanina es dañina solo en los casos cuando este proceso de metabolismo no se puede realizar. Esto ocurre por defectos genéticos enzimáticos que son poco comunes como la Fenilcetonuria.

¿Para qué sirve la fenilalanina en nuestro cuerpo?

La fenilalanina forma parte de varios compuestos o aminas de vital importancia fisiológica. Además, ayuda a la síntesis de muchas proteínas como el colágeno, por ello, sus beneficios para la piel.  También tienen efectos en la supresión del apetito, mejoría del estado de ánimo, ayuda e la liberación cerebral de norepinefrina y L-dopa.

¿La fenilalanina es mala?

La fenilalanina es una aminoácido esencial que está contenido en muchos alimentos, principalmente proteínas de origen animal y algunos vegetales. Tiene funciones importantes en el organismo. Solamente, el exceso de fenilalanina puede ser dañino, esto es, en el caso de imposibilidad genética de metabolizar este aminoácido en la Fenilcetonuria

¿Qué es la fenilalanina?

También conocida como DL-fenilalanina o L-fenilalanina, este es un aminoácido apolar neutro con un rol importante en la creación de proteínas, así como, de otros aminoácidos como la tirosina y neurotransmisores como la epinefrina y norepinefrina.

Entre otros procesos del cuerpo. El organismo humano es incapaz de crearla naturalmente. (Referencia)

¿Qué es Fenilcetonúricos y fenilalanina?

Fenilcetonúricos son los pacientes que padecen una enfermedad denominada Fenilcetonuria, los cuales no tienen capacidad de metabolizar o eliminar la fenilalanina. Esto trae como consecuencia toda una serie se síntomas en varios órganos principalmente a nivel del sistema nervioso central.

¿Para qué sirve la fenilalanina?

Es una sustancia indispensable para la producción de neurotransmisores importantes como la adrenalina, noradrenalina y dopamina, que dan energía y capacidad cognitiva.

Además de disminuir el dolor, este aminoácido también es empleado para  tratar el vitíligo.

¿Para qué sirve la fenilalanina como suplemento alimenticio?

La amplia variedad de usos de la fenilalanina dependerá del objetivo a tratar o de la condición de cada paciente.

Estos suplementos son valiosos para el funcionamiento del sistema nervioso central, sobre todo en personas deprimidas, ansiosas, con dolor crónico o alguna enfermedad relacionada con una anormalidad del cerebro como, por ejemplo, mal de Parkinson. (Referencia)

La fenilalanina es útil en la formación y síntesis de neurotransmisores como la epinefrina, la dopamina y la norepinefrina, compuestos fundamentales para garantizar un correcto funcionamiento cerebral y prevenir enfermedades neurodegenerativas.

Este aminoácido puede tener efectos de un nootrópico, medicamento o suplemento que potencia funciones cerebrales como la memoria, la capacidad de aprendizaje y la concentración. (Referencia)

La fenilalanina también influye positivamente en el aumento del ánimo, de la concentración y favorece a una mayor motivación.

¿Qué causa la fenilalanina?

La fenilalanina tiene importantes funciones a nivel del organismo, ya que sirve de precursor de otro aminoácido: tirosina. Además que, forma parte estructural de toda una serie de compuestos vasoactivos de vital importancia, como lo son: angiotensina, somatostatina, ACTH, entre otros.

¿En qué alimentos encuentras la fenilalanina?

El aminoácido se halla en carnes, pollo, huevos, lácteos y pescados, entre otros alimentos ricos en proteínas.

Se consigue también en productos elaborados y vegetales en mayor y menor cantidad, respectivamente, y como suplemento nutricional en tiendas.

Suplemento de L-fenilalanina, D-fenilalanina y DL-fenilalanina, esta última combinación de las dos formas anteriores, son las formas de hallar este compuesto. Se necesitará consumir vitaminas B3, B6, C y hierro para potenciar sus efectos.

Fenilalanina: Qué Es, Para Qué Sirve, Beneficios Y Efectos Secundarios

Diferentes suplementos de fenilalanina

Las tres formas principales de suplementos con fenilalanina son:

L-fenilalanina: forma natural de la fenilalanina hallada en las proteínas del cuerpo y en los alimentos. (Referencia)

D-fenilalanina: parecida a la L-fenilalanina pero creada en laboratorio. Cuenta con mejores efectos analgésicos al limitar la enzima responsable en la descomposición de opioides. (Referencia)

DL-fenilalanina: combinación de los tipos L y D.

7 Beneficios y funciones de la fenilalanina 

1. La fenilalanina ayuda a tratar la depresión

Para que sirve la fenilalanina
Para que sirve la fenilalanina

Con el empleo de la fenilalanina se podrá aumentar la sensación de euforia e impulso. Aunque no hay evidencia concluyente que demuestre como lo hace, se conocen casos en los que el aminoácido ayudó a pacientes a superar la depresión. (Referencia)

12 de 20 pacientes a los que se les administró una dosis de 75 a 200 miligramos diarios del suplemento D-fenilalanina, mostraron signos de mejoría a la depresión en menos de 20 días, obteniendo el alta médica sin necesidad de otro fármaco.

Cuatro pacientes mejoraron entre leve a moderadamente y otros 4, para completar los 8 restantes, no tuvieron ningún efecto. (Referencia)

La fenilalanina favorece a superar sentimientos depresivos, agitación y el retardo físico o mental. Pese a ello, tiene pocos efectos en el alivio de la ansiedad y alteraciones del sueño. También se halló que no es capaz de tratar la hipocondriasis y la compulsividad. (Referencia)

Datos a considerar

Científicos sostienen una hipótesis de que un tratamiento con fenilalanina no es efectivo en personas con altos niveles de feniletilamina, una sustancia metabolizada de fenilalanina.

También es posible que pacientes con depresión no puedan excretar la feniletilamina a través de la orina, reduciendo los efectos de su tratamiento con la fenilalanina.(Referencia)

En otros tratamientos con fenilalanina DL y D se obtuvieron mejoras parecidas y sin efectos secundarios, incluso en pacientes que no tuvieron una mejora significativa. (Referencia)

Lee nuestra guía sobre la depresión: Síntomas, tratamiento, signos de alarma y cómo identificarlas

2. Fenilalanina para el tratamiento del vitiligo 

 

El vitiligo es una enfermedad autoinmune en la que el sistema inmunológico ataca las células del cuerpo responsables de la pigmentación de la piel, lo que trae como consecuencia la eliminación de su coloración natural y dejando manchas blancas. (Referencia)

Se comprobaron mejorías significativas en más de tres cuartas partes de pacientes con vitiligo, a los que se les administró L-fenilalanina oral y tópico junto a otros tratamientos médicos, sin efectos secundarios.(Referencia)

Esta evidencia hace de este suplemento uno para el tratamiento de la enfermedad

3. La fenilalanina aumenta tus niveles de dopamina 

Se trata de una aminoácido necesario para la producción de tirosina, aminoácido que se convertirá en dopamina importante en procesos fisiológicos dentro del cuerpo, que incluyen la percepción del dolor y el sistema de recompensa del cerebro. (Referencia)(Referencia)

La fenilcetonuria es un trastorno genético en el que el paciente no tiene capacidad de transformar la fenilalanina en tirosina, lo que disminuye drásticamente los niveles de dopamina en el cuerpo.

Esta perturbación puede provocar daños cerebrales, discapacidad intelectual y hasta convulsiones, si no es tratada. (Referencia)

La fenilcetonuria es un ejemplo de las consecuencias que sufre el organismo al no tener niveles correctos de dopamina.

El incremento de fenilalanina implica el aumento indirecto de los niveles de neurotransmisores de catecolaminas, importantes para el buen funcionamiento del cerebro. (Referencia)

Hay evidencia de que los niveles bajos de fenilalanina reducen la síntesis y producción de dopamina, en pacientes con deficiencias de este aminoácido. (Referencia)

En otro estudio

Con pacientes similares, se evidenció una disminución en el tiempo de reacción al estímulo, al emplear suplementos con tirosina.

El problema fue la ineficiencia de esta en una aplicación directa al no poder disolverse bien en agua, siendo la fenilalanina una mejor opción para producir dopamina en el cuerpo. (Referencia)

4. La fenilalanina mejora los efectos de la anestesia con acupuntura 

La medicina comprobó que la D-fenilalanina incrementa los opioides naturales del cuerpo, al neutralizar la labor de la enzima carboxipeptidasa, responsable de degradar los opioides endógenos del organismo. (Referencia)

Un estudio dejó en evidencia que 18 pacientes a los que se les administró una dosis de D-fenilalanina antes de ser anestesiados para una cirugía dental, demostraron un aumento del 35 % en los efectos anestésicos, en comparación con un grupo placebo. (Referencia)

5. La fenilalanina alivia síntomas de la abstinencia de alcohol 

La fenilalanina puede ayudar a mantener los opiáceos y dopamina a niveles sanos. Esto es, para evitar los efectos de abstinencia del alcohol característicos en personas que inician un proceso de desintoxicación. (Referencia)

20 pacientes que recibieron tratamiento con D-fenilalanina redujeron notablemente los síntomas característicos de la abstinencia, junto a un alivio del estrés común, durante un estudio científico. (Referencia)

6. La fenilalanina ayuda en la mejora de los síntomas de TDAH a corto plazo 

Trabajos científicos hallaron que los bajos niveles de dopamina influyen en el desarrollo del Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad o TDAH. Por ello, es que los suplementos con fenilalanina alivian los síntomas de este padecimiento.

Pacientes con TDHA mejoraron síntomas de la ira, concentración e inquietud, según un estudio. Los que tuvieron mayor síntesis de dopamina natural mejoraron anímicamente.

El efecto no esperado fue que desarrollaron una tolerancia al aminoácido pocos meses después de terminar la investigación, eliminando los efectos positivos aun con el consumo de mayores dosis. (Referencia)(Referencia)

La complejidad del Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad hace necesario combinar fenilalanina con otros fármacos, para alcanzar mejores resultados. (Referencia)

7. La fenilalanina puede servir como marcador biológico del Parkinson   

Casi la mitad de pacientes con Parkinson tienen un radio de proporción de tirosina a fenilalanina en la sangre, de niveles inferiores al normal saludable de 0.82. Este nivel de tirosina es un indicio para el diagnóstico de la enfermedad. (Referencia)(Referencia)

Pese a que se sabe que la fenilalanina colabora en el tratamiento de esta condición porque favorece a la regeneración de dopamina, el aminoácido también interfiere con la asimilación del suplemento L-dopa.

Por ello, no se recomienda su empleo para tratar el mal de Parkinson. (Referencia)

¿Cuáles son los efectos de la fenilalanina en tu cuerpo?

La medicina comprobó que la fenilalanina puede atravesar la barrera hematoencefálica y entrar al sistema nervioso central. (Referencia)

Esta capa hallada en el encéfalo impide tanto la entrada de toxinas, bacterias o virus al cerebro, como compuestos potencialmente beneficiosos para la salud.

La fenilalanina puede ayudar en la síntesis de neurotrasmisores por su propiedad de atravesar la barrera. También colabora en la producción de melatonina, hormona vital para controlar y regular los ciclos de suelo y vigilia, según estudios.

Gracias a la enzima, fenilalanina-hidroxilasa, este aminoácido se convierte en tirosina, elemento para tratar la ansiedad, el estrés, el cansancio físico y la depresión. (Referencia)

La tirosina se halla en suplementos deportivos y se cree que es fundamental para reducir la grasa corporal por facilitar el metabolismo.

Otros beneficios de consumir fenilalanina

Los siguientes son los principales beneficios de consumir fenilalanina:

Ayuda a mejorar la memoria, aumenta el estado de alerta y posiblemente amplía la capacidad de aprendizaje. (Referencia)

Favorece a la conducción más rápida y eficaz de las señales que transportan información de una neurona a otra.

Por sus efectos en el cerebro, los suplementos de fenilalanina se emplean para tratar la depresión, el trastorno bipolar, la hiperactividad y la enfermedad de Parkinson. (Referencia)

Tiene un efecto analgésico en migrañas y dolores de cabeza. También puede funcionar para dolores de espalda baja, cuello, menstruales y artritis. (Referencia)

A esto se suma la evidencia de ser útil para dolores crónicos y que el suplemento trabaja a través de la inhibición de las transmisiones de señales nerviosas a las vías de dolor.(Referencia)

Muchos de los neurotrasmisores producidos por la fenilalanina mejoran el ánimo y aumentan la sensación de bienestar.

Efectos secundarios e interacciones de la fenilalanina

El suplemento es bien tolerado por el organismo sin efectos secundarios, sin embargo, no se descarta que algunos pacientes sufran náuseas, dolores de cabeza y ardor estomacal.

Aumentos de la presión arterial

Se reportó un caso de un paciente sufrió un cambio drástico en su presión arterial al tomar suplemento de fenilalanina durante un estudio, este efecto secundario no es común. (Referencia)(Referencia)

Aumento de ansiedad, tics y temblores

En muy raros casos, se han detectado, movimientos musculares involuntarios como temblores, tics, movimientos compulsivos y repetitivos.

A esto se le conoce como discinesia tardía, y afecta a personas con esquizofrenia por tomar fenilalanina.  (Referencia)

La fenilalanina puede interferir en el tratamiento del Parkinson

La fenilalanina interfiere con el tratamiento del mal de Parkinson cuando obstruye la correcta asimilación del medicamento a base de L-dopa, en el cerebro, provocando el fenómeno on-off. (Referencia)

Este fenómeno es una variación en intensidad de las actividades motoras caracterizada por momentos de incapacidad motora parcial, incluso, congelación total durante varios segundos o minutos. (Referencia)

Un paciente tiene dificultades para caminar y queda imposibilitado para emprender tareas sencillas durante el off, lo que hace necesario recurrir a tratamientos que enciendan (on) las capacidades motoras constantemente.

Estudios demostraron una relación negativa con pacientes que ingirieron alimentos ricos en fenilalanina. Se encontró que los niveles de levadopa (L-dopa) en la sangre disminuían casi un 30 %, mientras que la absorción se retrasaba por media hora. (Referencia)

La L-dopa y fenilalanina compiten por la producción de dopamina en el cerebro. Los niveles altos del aminoácido contribuyen al entorpecimiento de los efectos del medicamento en el tratamiento del Parkinson. (Referencia)

Por lo regular y debido a la potencia de la L-dopa, el suplemento debe ser consumido con las comidas. Dosis considerables de fenilalanina podrán interferir en el tratamiento, por lo que será necesario tener cuidado con las cantidades. (Referencia)

No tomes fenilalanina si padeces de fenilcetonuria (FCU)

La medicina aún debate sobre si un paciente con fenilcetonuria, trastorno genético en el que el organismo no procesa parte de fenilalanina, debe seguir estrictamente una dieta para evitar las comidas ricas del aminoácido. (Referencia)

Nueve pacientes con FCU que recibieron fenilalanina sufrieron alteraciones de humor y atención en un estudio controlado. Con esto se concluyó que lo mejor para muchas personas será una dieta que excluya la ingesta del aminoácido. (Referencia)

Los pacientes con el trastorno evitarán el aspartamo, endulzante artificial derivado de la fenilalanina.

Tampoco consumirán el suplemento si toman antidepresivos específicos, medicación antipsicótica (inhibidores de la monoaminooxidasa) o de padecer trastorno metabólico de fenilcetonuria (PKU).

Será necesario consultar con el médico antes de incorporar un nuevo suplemento o si ya se está bajo un tratamiento farmacológico, para evitar interacciones entre ellos.

Limitaciones de la fenilalanina 

Uno de los problemas con la fenilalanina es la velocidad con la que el cuerpo desarrolla tolerancia hacia los aminoácidos. (Referencia)

Una carente evaluación a los pacientes después de concluir los tratamientos es otro problema. Con ello, no hay conclusiones más definidas sobre potenciales efectos secundarios o beneficios de la fenilalanina. (Referencia)

Tu genética puede afectar la fenilalanina

El gen, fenilalanina hidroxilasa (PAH), se encarga de convertir la fenilalanina en tirosina. Su mutación podría provocar fenilcetonuria junto a un desgaste de la memoria.

En un estudio de casi 600 personas adultas se halló que aquellas con una mutación del polimorfismo de un solo nucleótido, los cuales disponían de una memoria verbal más reducida que los demás. (Referencia)

La medicina aún desconoce la forma exacta en la que el polimorfismo de un solo nucleótido afecta el metabolismo de la fenilalanina en el cuerpo. (Referencia)

En otra investigación con 59 pacientes con fenilcetonuria se encontró que las mutaciones de los SNP EX6-96 y R243Q, pertenecientes al gen PAH, son los más frecuentes en personas con esta enfermedad. (Referencia)

¿Cuáles alimentos tienen grandes cantidades de fenilalanina?

Casi todos los alimentos ricos en proteínas también lo son en fenilalanina. Alguno de ellos son queso, leche, carne, huevos, nueces y frijoles. Los pacientes con fenilcetonuria deben evitar estas comidas. (Referencia) (Referencia)

¿Debes tomar suplementos de fenilalanina?

La normal alimentación cubre la demanda de fenilalanina porque no solo se encuentra en productos de origen animal, también en casi todos los productos fabricados. Pese a ello, la suplementación con este aminoácido implicará efectos beneficiosos adicionales.

La fenilalanina es una excelente alternativa para reducir dolores, tratar enfermedades neurodegenerativas, mejorar el ánimo, combatir la depresión o tener los efectos de un nootrópico para potenciar las habilidades cognitivas. (Referencia)

¿Cuál es la dosis de fenilalanina y cuál marca comprar?

La dosificación dependerá de los efectos deseados. En el caso de la suplementación común está dentro del rango de 100 a 5.000 miligramos y la dosis habitual recomendada se encuentra entre 1.000 a 2.000 miligramos de este aminoácido por día. (Referencia)

Lo más responsable será consultar con el médico antes exceder estas cantidades. Now Foods, Source Naturals, Doctors Best y Nutrione son marcas de suplementos de fenilalanina.

¿Qué es la fenilalanina en la Coca Cola?

La fenilalanina es parte estructural del aspartame, un edulcorante que es ampliamente usado en la industria alimenticia. Es el producto usado para bebidas como la Coca Cola Light y zero.

En el caso de pacientes con Fenilcetonuria, no deben ingerir alimentos o productos que contengan aspartame ya que su contenido básico es fenilalanina.

Fenilalanina es un medicamento

La fenilalanina es un aminoácido que puede ser incorporado como un suplemento nutricional. Por sí mismo, no es un medicamento. Este aminoácido se encuentra contenido en muchos alimentos en forma natural. Una dieta balanceada suministra la cantidad necesaria de fenilalanina que cubra los requerimientos diarios.

¿Fenilalanina causa cáncer?

Hasta ahora, no hay trabajos científicos que demuestren la relación de la fenilalanina con el cáncer.

¿Qué son los fenilcetonúricos?

Los fenilcetonúricos son las personas que sufren una rara enfermedad genética que se denomina Fenilcetonuria. Su característica fundamental es su incapacidad de metabolizar la fenilalanina ingerida en la dieta, provocando toda una serie de síntomas, principalmente neurológicos.

¿Cómo es el metabolismo de la fenilalanina?

La fenilalanina ingerida se absorbe a nivel intestinal y luego sufra un metabolismo provocado por una enzima denominada

Estructura de la fenilalanina

La fenilalanina es un aminoácido aromático, formado por un anillo básico de benceno. Es parte estructural de varias moléculas de importancia biológica, así como, es precursor de otro aminoácido esencial, como lo es la tirosina

Contraindicaciones de la fenilalanina

A pesar de que la fenilalanina es un aminoácido esencial en la dieta, su ingesta adicional como suplemento no es recomendada en los siguientes casos:

  • Fenilcetonuria
  • Enfermedades renales
  • Pacientes po problemas hepáticos
  • Embarazo y lactancia
  • Durante tratamiento antidepresivo o con inhibidores de la MAO (monoaminooxidasa)

¿En qué alimentos se encuentra la fenilalanina?

Se encuentra en alimentos ricos en proteínas de origen animal y en algunos vegetales:

  • Salmón.
  • Hígado
  • Pollo
  • Huevos
  • Frutos secos
  • Espárragos
  • Garbanzos y lentejas
  • Soja
  • Mejillones

¿Se puede consumir fenilalanina en el embarazo?

No se recomienda ingerir fenilalanina durante el embarazo ni la lactancia. Los requerimientos diarios de este aminoácido se logran con una dieta balanceada, rica en proteínas.

Opiniones de pacientes acerca de los suplementos con fenilalanina

Casi todas las personas que han tomado fenilalanina han experimentado un incremento de energía estimulante parecido al efecto de la cafeína. Han afirmado que les ayudó a continuar las tareas del día sin sentir cansancio y que sus ganas de comer bajaron. (Referencia)

Las personas que han tomado suplementos de fenilalanina para superar la depresión notan un cambio significativo de energía, favoreciendo a emprender labores comunes diarias.

La fenilalanina no demostró otros efectos estimulantes alejados de la sensación de energía, como un incremento en la toma de riesgos común de la dopamina.

Si te gustó este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales, para que también conozcan para qué sirve la fenilalanina, cuáles son sus empleos y posibles efectos adversos.

Ver también:

 Referencias

  • Daniel E Hale, Christopher M Danney, Ruth Ann Plotkin & Mark M Danney. Non-insulin Dependent Diabetes in Youth (Type 2Y). Pediatric Research volume43, page77 (1998). Disponible en https://www.nature.com/articles/pr1998581.
  • Parmeggiani, Fabio & L. Lovelock, Sarah & Weise, Nicholas & Ahmed, Syed & Turner, Nicholas.  Synthesis of D- and L-Phenylalanine Derivatives by Phenylalanine Ammonia Lyases: A Multienzymatic Cascade Process. Angewandte Chemie International Edition. 2015; 54. 10. Disponible en: https://doi.org1002/anie.201410670.
  • Kitade T, Odahara Y, Shinohara S, Ikeuchi T, Sakai T, Morikawa K, Minamikawa M, Toyota S, Kawachi A, Hyodo M, et al. Studies on the enhanced effect of acupuncture analgesia and acupuncture anesthesia by D-phenylalanine (2nd report)–schedule of administration and clinical effects in low back pain and tooth extraction. Acupunct Electrother Res. 1990;15(2):121-35. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1978503.
  • Van Woert, Melvin. Phenylalanine and tyrosine metabolism in Parkinson's disease treated with levodopa. Clinical pharmacology and therapeutics. 1971. 12. 368-75. Disponible en: https://doi.org10.1002/cpt1971122part2368.
  • Teraishi, Toshiya & Sasayama, Daimei & Hori, Hiroaki & Yamamoto, Noriko & Fujii, Takashi & Matsuo, Junko & Nagashima, et al. (2013). Possible association between common variants of the phenylalanine hydroxylase (PAH) gene and memory performance in healthy adults. Behavioral and brain functions : BBF. 9. 30. Disponible en: https://doi.org10.1186/1744-9081-9-30.
  • Sabelli, Hector. Rapid treatment of depression with selegiline-phenylalanine combination [1]. The Journal of clinical psychiatry.1991; 52. 137. Disponible en:
    https://www.researchgate.net/publication/21254821_Rapid_treatment_of_depression_with_selegiline-phenylalanine_combination_1.
  • Fischer E, Heller B, Nachon M, Spatz H. Therapy of depression by phenylalanine. Preliminary note. Arzneimittelforschung. 1975 ;25(1):132. Disponible en:  https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1173765.
  • Beckmann H, Strauss MA ,  Ludolph E. Dl-phenylalanine in depressed patients: an open study. Journal of Neural Transmission [01 Jan 1977, 41(2-3):123-134. Disponible en:
    https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1173765.
  • Camacho F1, Mazuecos J. Oral and topical L-phenylalanine, clobetasol propionate, and UVA/sunlight–a new study for the treatment of vitiligo. J Drugs Dermatol. 2002 Sep;1(2):127-31. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/12847735.
  • Boot E, Hollak CEM, Huijbregts SCJ, Jahja R, van Vliet D, Nederveen AJ, Nieman DH, et al. Cerebral dopamine deficiency, plasma monoamine alterations and neurocognitive deficits in adults with phenylketonuria. Psychol Med. 2017 May 29:1-12.
    Disponible en:https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28552082.
  • Laura Tiemann, Henrik Heitmann, Enrico Schulz, Jochen Baumkötter and Markus Ploner, et al. Dopamine Precursor Depletion Influences Pain Affect Rather than Pain Sensation. PLoS One. 2014; 9(4): e96167. Disponible en:
    https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3997524/.
  • Kitade T1, Odahara Y, Shinohara S, Ikeuchi T, Sakai T, Morikawa K, Studies on the enhanced effect of acupuncture analgesia and acupuncture anesthesia by D-phenylalanine (2nd report)–schedule of administration and clinical effects in low back pain and tooth extraction. Acupunct Electrother Res. 1990;15(2):121-35. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1978503.
  • Jukić T1, Rojc B, Boben-Bardutzky D, Hafner M, Ihan A. The use of a food supplementation with D-phenylalanine, L-glutamine and L-5-hydroxytriptophan in the alleviation of alcohol withdrawal symptoms. Coll Antropol. 2011 Dec;35(4):1225-30. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/1978503.
  • David R. Wood, Fred W. Reimherr, Paul H. Wender. Treatment of attention deficit disorder with DL-phenylalanine. Journal Psychiatry Research, 1985;16. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/3903813.
  • Lou HC. Dopamine precursors and brain function in phenylalanine hydroxylase deficiency. Acta Paediatr Suppl. 1994;407:86-8.
    Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/7766968.
  • Rucklidge JJ, Johnstone J, Kaplan BJ. Nutrient supplementation approaches in the treatment of ADHD. Expert Rev Neurother. 2009;9(4):461-76. Disponible en: https://doi.org10.1586/ern.09.7.
  • Nutt JG, Woodward WR, Hammerstad JP, Carter JH, Anderson JL. The “on-off” phenomenon in Parkinson's disease. Relation to levodopa absorption and transport. N Engl J Med. 1984 Feb 23;310(8):483-8. Disponible en:https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/6694694.
  • Hirayama M, Tsunoda M, Yamamoto M, Tsuda T, Ohno K. Serum Tyrosine-to-Phenylalanine Ratio is Low in Parkinson's Disease. J Parkinsons Dis. 2016 Apr 2;6(2):423-3. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/27061063.
  • Thomas B. Choi and William M. Pardridge. Phenylalanine Transport at the Human Blood-Brain Barrier. The Journal Of Biological Chemistry. 1986. 261(14): 6536-6541. Disponible en:http://www.jbc.org/content/261/14/6536.full.pdf.
  • Teigen, Knut & R. Jensen, Vidar & Martínez, Aurora. The Reaction Mechanism of Phenylalanine Hydroxylase.-A Question of Coordination. Pteridines. 2005;16. 27-34. Disponible en:  https://doi.org10.1515/pteridines.2005.16.1.27.
  • Young, Simon. (1989). Facts and Myths Related to the Use and Regulation of Phenylalanine and Other Amino Acids. 1989. 341-347. Disponible en: https://doi.org10.1007/978-1-4615-9821-3_40.
  • Book Trace Amines: Comparative and Clinical Neurobiology, Phenylalanine, Phenylethylamine, and Tardive Dyskinesia in Psychiatric Patients; 1998: 409-422. Disponible en: https://www.researchgate.net/publication/302337682_Phenylalanine_Phenylethylamine_and_Tardive_Dyskinesia_in_Psychiatric_Patients.
  • ten Hoedt AE, de Sonneville LM, Francois B, ter Horst NM, Janssen MC, Rubio-Gozalbo ME, High phenylalanine levels directly affect mood and sustained attention in adults with phenylketonuria: a randomised, double-blind, placebo-controlled, crossover trial. J Inherit Metab Dis. 2011 Feb;34(1):165-71. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/21153445.
  • Gao WH, Zhang QB, Liu JP, Yang JP, Zhang GX, Ma YX, et al. [Study on the mutations of phenylalanine hydroxylase gene in patients with phenylketonuria in Shanxi province]. Zhonghua Yi Xue Yi Chuan Xue Za Zhi. 2011 Aug;28(4):393-6. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/21153445
  • Ana Claudia Marquim F. Araújo,corresponding, Wilma M. C. Araújo, Ursula M. Lanfer Marquez, Rita Akutsu, and Eduardo Y. Nakano. Table of Phenylalanine Content of Foods: Comparative Analysis of Data Compiled in Food Composition Tables. JIMD Rep. 2017; 34: 87–96. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5509543/.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here