Acantosis nigricans: causas, síntomas y tratamiento

 

La acantosis nigricans es una incómoda y antiestética condición de la piel que la hace ver sucia o manchada, principalmente, en ciertas áreas cercanas a las articulaciones y en los pliegues.

¿Qué es la acantosis nigricans?

Se trata de una condición relativamente común que se caracteriza por una hiperpigmentación gris o negruzca, que acompaña ciertos parches engrosados de piel que toman una textura rugosa.

La piel afectada puede causar picazón y emitir un olor característico.

Estos parches hiperpigmentados, por lo general, aparecen en los pliegues de la piel y en otras áreas como las axilas, el cuello, los codos, las rodillas, las ingles, los labios, las manos, los nudillos y las plantas de los pies.

¿Qué significa la acantosis nigricans?

La acantosis nigricans puede ser una señal de algún problema de salud más serio, como la prediabetes. El tratamiento más efectivo, tomando en cuenta que generalmente se trata de un síntoma, es encontrar la causa subyacente y atacarla.

Los parches de piel afectada tienden a desaparecer poco después de que mejora la condición que los está causando.

¿Quiénes están en riesgo de padecer acantosis nigricans?

La acantosis nigricans puede aparecer tanto en hombres como en mujeres, pero es más común en aquellas personas que padecen sobrepeso, tienen más melanina en la piel o padecen de diabetes o de prediabetes.

Los niños que la desarrollan, por regla general, tienen un riesgo más alto de desarrollar diabetes tipo 2 en algún momento de su vida, aunque no tengan sobrepeso.

La frecuencia de esta condición varía bastante entre grupos étnicos. De acuerdo con la Academia Americana de Dermatología, las personas pertenecientes o descendientes de familias africanas, caribeñas o hispanas tienen mayor riesgo.

Sin embargo, cuando el índice de masa corporal está muy por encima de lo normal, la tasa de riesgo de que aparezca esta condición se eleva en todos los grupos.

¿Qué causa la acantosis nigricans?

Los parches oscuros que caracterizan esta condición se desarrollan cuando las células epidérmicas de la piel comienzan a reproducirse a mayor velocidad de lo normal.

Este crecimiento anormal usualmente viene desencadenado por altos niveles de insulina en la sangre.

En algunos casos, esta misma condición es detonada por ciertos tipos de medicamento, cáncer u otras cuestiones médicas.

Exceso de insulina y la acantosis nigricans

El detonador más frecuente de la acantosis nigricans es un exceso de insulina en el torrente sanguíneo.

Cuando comes, tu cuerpo convierte los carbohidratos en moléculas de azúcar denominadas glucosa. Parte de esta glucosa va directamente a alimentar a las células para que tengan energía y otra parte es almacenada.

La hormona insulina es la que permite que la glucosa entre en las células para que estas puedan usarla. Las personas con sobrepeso tienden a desarrollar resistencia a la insulina con el tiempo.

Así, aunque el páncreas está produciendo insulina, el cuerpo no puede utilizarla adecuadamente. Esto provoca un incremento de insulina en la sangre, lo que a su vez genera altos niveles de glucosa.

El exceso de insulina provoca que las células normales de la piel se reproduzcan a un ritmo más veloz. Estas nuevas células, por lo general, tienen más melanina, sobre todo cuando se tata de personas de piel oscura.

Este incremento de la melanina produce una especie de parche en la piel que es más oscuro que el área circundante.

Por esa razón, la presencia de acantosis nigricans es un indicador bastante confiable de un alto riesgo de desarrollar diabetes, especialmente cuando existe obesidad concomitante.

Cuando el exceso de insulina es la causa de este trastorno de la piel, puede revertirse con una dieta adecuada, realizando actividad física y controlando el azúcar en la sangre.

Lee nuestra guía sobre las 14 formas de bajar los niveles de insulina

Medicamentos y la acantosis nigricans

La acantosis nigricans también puede ser detonada por ciertos medicamentos que incluyen las pastillas anticonceptivas, la hormona de crecimiento humano, los medicamentos para la tiroides e incluso algunos suplementos musculares para fisicoculturistas.

Todas estas sustancias potencialmente pueden alterar los niveles de insulina en la sangre. También algunos medicamentos paliativos para los efectos de la quimioterapia se han relacionado con la acantosis nigricans.

En la gran mayoría de los casos, si son los medicamentos la que la están causando, esta se desvanece a las pocas semanas de que dejan de ingerirse.

Otras causas potenciales de la acantosis nigricans

En algunos casos muy particulares, la acantosis nigricans puede ser detonada por algunos tipos de cáncer estomacal y adenocarcinoma gástrico, desórdenes glandulares, bajos niveles de hormona tiroidea o altas dosis de niacina.

¿Cómo se diagnostica la acantosis nigricans?

La acantosis nigricans es fácil de reconocer a simple vista.

Lo primero que tu doctor sondeará es si la causa es que has desarrollado algún nivel de resistencia a la insulina y esto se consigue mediante un test de glucosa en la sangre o de insulina en ayunas.

Tu médico también revisará si estás tomando algún medicamento que se relacione con esta condición y te preguntará si tomas algún tipo de suplemento alimenticio o vitamínico.

¿Cómo puede tratarse la acantosis nigricans?

La acantosis nigricans no es una enfermedad, sino un síntoma. O sea, que siempre existe una condición subyacente que es la que requiere atención médica.

Así que para hacer que la acantosis nigricans desaparezca, hay que combatir aquello que la está causando, a saber: altas dosis de insulina en la sangre, la ingesta de algún medicamento o cualquier otra enfermedad.

Si padeces sobrepeso, tu médico te hará las recomendaciones pertinentes para que recuperes tu peso ideal y probablemente te enseñe a monitorear tus niveles de glucosa.

Los parches de piel ennegrecida se van difuminando poco a poco cuando su causa desaparece.

Tratamientos cosméticos para la acantosis nigricans

La acantosis nigricans es un padecimiento muy antiestético porque hace lucir a la piel como si estuviera sucia y mal cuidada. Mientras controlas la condición subyacente que la está causando, puedes recurrir a algunos tratamientos cosméticos tales como:

  • Aclaradores cutáneos con urea o ácido acetilsalicílico
  • Jabones antibacteriales
  • Medicación oral para el acné
  • Terapia láser

Aunque estos tratamientos pueden mejorar la apariencia de la piel, no tienen ningún efecto en su causa verdadera.

Cuidado y prevención para la acantosis nigricans

Mantener un estilo de vida saludable es la manera más fácil de evitar esta condición de la piel. Perder peso, controlar la dieta y ajustar el tipo y dosis de medicamentos que consumimos son las recomendaciones más comunes.

Si detectas que un niño sin sobrepeso padece acantosis nigricans, es muy importante que lo lleves con el pediatra porque podría estar desarrollando diabetes hereditaria.

Ahora que ya conoces más sobre esta condición puedes buscar su causa y las posibles soluciones más eficaces.

Comparte esta información con tus amigos. Seguramente les será útil. Esperamos también tus comentarios.

 

Ver También:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here