Cómo correr para adelgazar

Correr es uno de los mejores ejercicios para poder adelgazar de forma saludable, y siguiendo ciertas pautas, se podrá aprovechar al máximo los beneficios de esta actividad física, sin duda, ejercitarse es fundamental para perder peso y hecho de manera correcta se podrán ver resultados en poco tiempo.

Correr, puede ser algo complicado si nunca se ha practicado antes, por ello, es necesario prepararse antes de comenzar, ya que si se practica sin el cuidado adecuado, podría traer alteraciones y consecuencias a la salud del organismo.

5 Beneficios de correr

Generalmente, cuando se desea bajar de peso, una de las tareas más difíciles es escoger el mejor ejercicio, que sea de apoyo para lograr este objetivo, ya que sin duda, hay muchas opciones de actividades que se pueden realizar y a veces escoger la mejor puede ser difícil.

Correr es un ejercicio aeróbico, esto quiere decir, que este tipo de ejercicio necesita de la respiración y realizarlos trae muchos beneficios como:

  1. Reducir y eliminar la grasa subcutánea que está localizada en muslos
  2. Definir y tonificar músculos
  3. Los músculos luzcan saludables y fuertes
  4. Reduce los niveles sanguíneos de glucosa
  5. Mejora la circulación, capacidad pulmonar, aprovechamiento del oxigeno

Por mencionar, solo algunos de los múltiples beneficios que el realizar ejercicio aeróbico dará al organismo, y que no solo se reflejará luciendo un cuerpo tonificado y moldeado, sino que también dará bienestar y salud en general,  previniendo el desarrollo de enfermedades.

Se debe tomar en cuenta que si nunca se ha practicado ejercicio y se desea comenzar corriendo, será un cambio brusco para el cuerpo, pudiendo ocasionar lesiones u otros problemas, por ello, se aconseja comenzar poco a poco, otros tipo de actividades pueden ayudar, por ejemplo, la caminata, es una muy buena opción para ir adquiriendo condición, sirviendo como preparación para empezar a correr de forma segura.

Los cambios que el ejercicio aeróbico hace en el organismo, son a nivel no sólo de músculos sino también de metabolismo, ya que no sólo se trabaja durante el tiempo en que se realiza el ejercicio, sino también, horas después de que se hizo ejercicio. Lo cual, en el caso de correr de forma constante, ayudará no sólo a reducir grasa corporal, sino que tiempo después aún el cuerpo continuará haciéndolo, lo que beneficiará mucho en la perdida de kilos, pero que éstos sean de grasa no sólo de agua. Si es importante que se sea constante.

Ver también:

mujer-corriendo

¿Cómo correr?

Una vez que hemos visto, que correr sí será una muy buena alternativa para adelgazar, ahora es necesario comenzar. Aquí algunas recomendaciones para que esta pérdida sea efectiva:

  • Utilizar el calzado adecuado como tenis para correr, esto, para evitar lesiones en rodillas, cadera, espalda.
  • Vestir la ropa correcta también será de gran ayuda
  • La hidratación es fundamental, se aconseja ingerir un litro y medio antes, durante y al finalizar de correr. Pero que esta ingesta de líquido sea poco a poco para evitar molestias estomacales. Lo ideal, es beber mínimo dos litros de agua al día, pero si se corre se puede tomar más.
  • Para que puede verse resultados, se debe correr mínimo media hora, puede ser tres a cuatro veces mínimo por semana.
  • No te saltes el calentamiento, esto es muy importante, ya que se evita lesiones en músculos
  • La postura debe ser erguida y ligeramente hacia adelante
  • No se aconseja usar fajas u otro tipo de cosas para provocar sudar más, ya que puede haber una deshidratación
  • Al terminar de correr, se recomienda hacer ejercicios de estiramiento
  • Cuida el tiempo y distancia, aunque se desea adelgazar en poco tiempo, no es necesario que el cuerpo sea forzado a correr muchos kilómetros, ni que sea por tiempo prologando, una rutina básica para iniciar de media hora será suficiente
  • Descansa, no se aconseja correr todos los días, ya que el cuerpo puede sufrir daños en músculos, forzarlo no servirá para bajar de peso más rápido. Se puede ir alternando, correr junto con otro tipo de ejercicios como ciclismo, caminata, nadar, etc.
  • Correr en césped es lo más recomendable, ya que si se hace sobre asfalto, puede causar lesiones
  • Bebe agua después de correr, evita las bebidas azucaradas o isotónicas que son sugeridas para quienes realizan ejercicio de alta intensidad. Haciendo esto, evitarás calorías de más.
  • Durante el día que tus comidas sean saludables y ligeras, se aconseja comer menos y realizar por lo menos cinco comidas al día, contando refrigerios
  • No corras sin haber desayunado algo, o al menos haber tomado agua tiempo antes
  • Planea una rutina de ejercicios, no por correr solo una semana se reflejará en pérdida de peso, hay muchos factores que ayudarán a lograr esto, uno de ellos es cuidar la alimentación.

Correr, sin duda, ayudará a adelgazar, sin embargo, no lo es todo. Para lograrlo de forma saludable y eficaz, es necesario comer bien, dormir bien, tomar agua, y evitar alimentos fritos, procesados, ricos en grasas saturados y trans, exceso de harinas refinadas (bollería, pasteles, galletas, etc.)

Recuerda…

  • Si se ha escogido correr como deporte principal para lograr el objetivo de perder peso, es necesario comer de forma correcta, es decir, es fundamental llevar una alimentación equilibrada, para que el cuerpo pueda recibir los nutrientes adecuados y necesarios para funcionar bien, ya que si hay un déficit de nutrientes puede haber desmayos, mareos, dolores musculares, etc.
  • El consumo de frutas y verduras será de gran apoyo, se puede consumir: sandía, melón, piña, manzana, papaya, uvas, frutos rojos, apio, espinacas, brócoli, lechuga, etc.
  • Escoge carbohidratos naturales provenientes de frutas, vegetales, granos integrales, evita la bollería, frituras, alimentos procesados
  • Si se desea realizar una dieta, al mismo tiempo que se ha comenzado a correr, se aconseja pedir la orientación a un experto en nutrición, quien podrá diseñar el mejor plan alimenticio
  • Cuidado con las dietas rápidas o dietas “milagro” que prometen la pérdida de kilos, y si se ha forzado al cuerpo aun corriendo y comiendo poco, puede ser peligroso.
  • Una buena opción para comenzar es caminado, trotando y luego que haya más condición, se puede correr algunas veces a la semana hasta lograr hacerlo diario.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here