Diabetes y el alcohol: 5 cosas que ocupas saber

 

Llegar a casa y servirse un relajante trago después de un día agotador en la oficina o en la calle, es algo que muchos hacemos y disfrutamos. Sin embargo, para las personas con diabetes, puede representar una decisión con algunos riesgos importantes.

Estas son las preguntas más frecuentes que se hacen los diabéticos respecto al alcohol y el azúcar en los tragos y en la sangre.

¿El Alcohol Aumenta El Nivel De Azúcar En La Sangre?

A pesar de que mucha gente piensa que el alcohol por sí mismo incrementa el nivel de glucosa en la sangre, lo que realmente lo hace son los azúcares, maltas, refrescos y otros líquidos que están presentes en las bebidas alcohólicas o que son añadidos durante su preparación.

No obstante, el consumo inmoderado de alcohol en un diabético puede conducir a una hipoglucemia temporal y a una descompensación orgánica, sobre todo si está consumiendo insulina u otro medicamento.

Cuando tomas una bebida alcohólica, tu hígado debe descomponer ese tóxico y puede tomarle hasta una hora y media para procesarlo.

Mientras se encargan del alcohol, las células hepáticas descuidan su trabajo de enviar glucosa a la sangre para mantener su cantidad nivelada. Durante este periodo de procesamiento alcohólico puedes presentar una hipoglucemia.

Si has bebido dos tragos, el periodo de riesgo de una baja de azúcar sube a aproximadamente tres horas y así sucesivamente si pasas de las dos bebidas. ¡Imagínate las consecuencias que puede tener una fiesta!

Lee sobre los efectos del alcohol en el organismo

¿Qué Tipo De Bebida Puedo Consumir Y Cuánto?

Quizá te apetezca un cóctel dulce o una Cuba Libre con su buena cantidad de Coca Cola, pero la verdad es que estos combinados incrementarán tu nivel de glucosa.

Los especialistas dicen que las bebidas alcohólicas menos riesgosas para diabéticos son los vinos secos y los licores sin mezclar. Puedes probar con una copa de un buen Malbec, un Merlot o un Sauvignon Blanc.

Entre una cerveza ligera y una normal, siempre debes optar por la espumosa ligera.

Evita poner en tus combinados las gaseosas comunes y los jugos industriales. Elije soda y agua gasificada, así como agua tónica, y jugos o refrescos de dieta.

En cuanto a la cantidad, depende del sexo, pero la consigna siempre debe ser la moderación:

  • Una medida diaria de alcohol para las damas.
  • Máximo dos medidas diarias para los varones.

Cuando hablamos de una medida de alcohol nos referimos a:

  • 12 onzas de cerveza, aproximadamente 350 mililitros.
  • 5 onzas, 150 ml de vino.
  • Una onza y media, 45 ml de las bebidas destiladas fuertes, como whisky, ron, ginebra y vodka.

No cometas el error de pensar que puedes incrementar el número de tragos porque eres un macho alfa con alta resistencia al alcohol.

El hecho de que el alcohol tarde un poco más en subirse a tu cabeza, no significa que el hígado tendrá que trabajar menos; por el contrario, tendrá que hacerlo más y eso aumentará el riesgo de una baja de glucosa.

Lee nuestra guía sobre las mejores y peores bebidas alcohólicas para tu salud

¿Puedo Acumular Mis Bebidas Diarias Para Un Día De Fiesta?

Si piensas que puedes volverte abstemio de lunes y viernes para tomar 10 cervezas el sábado en la playa, estás en un error y es muy riesgoso acumular tragos como si fueran millas de viajero.

El trabajo del hígado para procesar de 8 o 10 tragos podría alargarse por 12 intensas horas o más, incrementando el riesgo de una baja de azúcar durante el sueño o después de despertar.

Como a veces puedes pasarte de cervezas o de margaritas con el entusiasmo de estar entre amigos, los médicos te dan tres recomendaciones:

  • No te vayas a la cama con el estómago vacío, come algo antes de acostarte.
  • Pon una alarma para despertar más o menos a mitad de tu jornada normal de sueño, lo que te permitirá verificar si te sientes bien de azúcar y si necesitas comer algo más.
  • Mantente atento durante todo el día siguiente, ya que la caída puede ocurrir hasta 24 horas después de haberte acostado.

 

¿Qué Precauciones Debo Tomar Si Voy A Acampar O A Viajar De Fin De Semana?

Cuando sales a acampar, las tiendas seguramente estarán alejadas. Igualmente, si te vas de fin de semana a una playa paradisíaca pero aislada, estarás en una situación parecida.

En estos casos, si tienes previsto tomar alcohol, bastarán unas pocas precauciones para que tus condiciones de seguridad sean las máximas posibles. Recuerda que el alcohol inhibe tu capacidad de percibir lo que ocurre y puedes estar registrando una baja de azúcar sin darte cuenta:

  • Trata de que siempre vaya una persona que no beba alcohol o que se conforme con uno o dos tragos. Este amigo sobrio podrá tener el ojo atento ante una caída de azúcar que sufra algún juerguista.
  • Lleva suficiente comida y bebida, incluyendo refrescos, caramelos y tabletas de glucosa.

 

¿Qué Medidas Generales Puedo Tomar?

Si eres prediabético o diabético y te gustan los tragos, hay algunas cosas que puedes hacer para que tu situación sea menos riesgosa:

  • Aprende a identificar los síntomas de una baja de azúcar y revísate la glicemia con frecuencia.
  • Informa a tus amigos que eres diabético. Si te pasas de tragos y sufres un desmayo, podrán saber que probablemente has sufrido una caída de azúcar y no una intoxicación etílica.
  • Usa siempre un brazalete de alerta médica.
  • Mantén cerca unas tabletas de glucosa y algunas fuentes de carbohidratos.
  • Los ejercicios son excelentes para controlar la diabetes, pero no es bueno combinarlos con el alcohol, porque aumentan el riesgo de una caída de azúcar.

Lee cuáles son las 10 principales enfermedades a causa del alcoholismo

Escríbenos y opina.

Hasta pronto.

Ver También:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here