Ampicilina: Efectos Secundarios, Para Qué Sirve, Usos Y Dosis

La Ampicilina es uno de los antibióticos más empleados en el mundo para el tratamiento de neumonías, infecciones de la piel, oído, pulmón, vías urinarias, bronquitis, entre otras infecciones bacterianas.

Este antídoto, usado con frecuencia junto a otros medicamentos para combatir infecciones, se trata del primer derivado de la Penicilina en grado semisintético desde los años sesenta.

Tanto la Ampicilina como la Amoxicilina son variantes de la Penicilina pero con un espectro más amplio, capaces de tratar enfermedades infeccionas resistentes a los cultivos de Penicilina pura.

¿Cuáles son las vías de administración de la Ampicilina?

El antibiótico se halla con prescripción médica en suspensión oral y cápsulas. Su administración también es vía parenteral por su sensibilidad en la mucosa gastrointestinal, pero solo en casos excepcionales.

Además de las propiedades antibacterianas, la Ampicilina es un antídoto contra el envenenamiento por aminoácidos tóxicos del hongo, Amanita. Su administración más común es oral en dosis que solo un médico definirá.

Lee nuestra guía sobre la Ampicilina: Efectos secundarios, para qué sirve, usos y dosis

¿Cómo funciona la Ampicilina?

La Ampicilina pertenece al grupo de las aminopenicilinas. Actúa primero en la pared celular de las bacterias y termina por matar totalmente al microorganismo.  Lo ideal será no irrespetar las instrucciones médicas en cuanto a dosificación y tiempo del tratamiento, para garantizar su efectividad.

La Ampicilina es un medicamento que requiere receta médica

La compra e inicio del tratamiento con el antibiótico requiere prescripción médica, pues antes hubo automedicación para tratar infecciones virales leves que no requerían de la Ampicilina. El resultado de ello fue resistencia bacteriana dificultando el espectro de la Penicilina en casos que sí eran necesaria.

Aunque la Penicilina se creó para fines veterinarios la respuesta óptima en los humanos de sus variantes como la Ampicilina, conllevó a la formulación de las conocidas, Ampicilinas semisintéticas, antibióticos más estables cuya producción es más efectiva para el desarrollo futuro de los antibióticos.

Advertencias importantes

El paciente tiene que terminar su dosis prescrita así su condición mejore. Dejar de consumir u omitir ingestas podría prolongar la enfermedad, empeorarla o desarrollar resistencia a la Ampicilina que imposibilite al medicamento combatir próximas infecciones.

Diarrea

El antibiótico podría causar diarrea. El paciente contactará a su médico si esta es sanguinolenta o acuosa con calambres estomacales acompañados de fiebre alta.

Lee nuestra guía sobre cómo quitar la diarrea con estos simples 8 pasos

Efectos secundarios de la Ampicilina

Los efectos secundarios de la Ampicilina se categorizan como comunes y severos. Los primeros de estos son mareos, dolor de estómago, diarrea y sarpullido, respuestas adversas que desaparecerán en días, máximo dos semanas. Si esto no ocurre, será necesario conversar con el médico.

Efectos secundarios severos de la Ampicilina 

El paciente contactará a su médico de inmediato si presenta reacciones alérgicas o diarrea imparable. Si estos síntomas provocan dolor y hay sospechas de que pudieran ser letales, tendrá que asistir inmediatamente a un centro asistencial.

Reacciones alérgicas

Los síntomas de una reacción alérgica incluyen:

  • Fiebre y dolores en el cuerpo.
  • Erupciones dolorosas rojas o púrpuras en todo el cuerpo.
  • Ampollas que pueden formar llagas en la piel.

Diarrea que dura después de dejar de tomar el medicamento 

Los síntomas incluyen:

  • Diarrea con o sin calambres estomacales.
  • Diarrea con fiebre.

Interacciones de la Ampicilina cuando se usa con más medicamentos 

No se descarta que la Ampicilina interactúe negativamente al ser empleada con otros medicamentos o sustancias. Esto ocurre cuando uno de los fármacos ingeridos altera los beneficios del otro, reduciendo su eficacia o perjudicando al organismo.

El paciente informará al médico todo lo que esté tomando, medicamentos, vitaminas, suplementos, en otras sustancias, antes de comenzar el tratamiento con Ampicilina. Con esta información el especialista  creará un plan para evitar interacciones negativas.

Interacciones que aumentan los efectos secundarios de la Ampicilina 

Algunos medicamentos aumentan los efectos secundarios de la Ampicilina, porque la dosis del antibiótico puede aumentar involuntariamente dentro del organismo. Estos fármacos son:

Probenecid: los efectos secundarios de combinar el Probenecid con la Ampicilina incluyen náuseas intensas, vómitos y diarrea.

Allopurinol: medicamento que aumenta el riesgo de erupciones cutáneas al ser consumido con la Ampicilina.

Interacciones en las que la Ampicilina es menos efectiva 

Cloranfenicol, macrólidos, sulfonamidas y Tetraciclinas, son antibióticos que disminuyen la cantidad de Ampicilina en el organismo, lo que implica una acción menos efectiva para combatir la infección.

Será necesario en ocasiones combinar estos medicamentos junto al tratamiento con la Ampicilina. El médico determinará la dosis correcta de los antibióticos para evitar perder la efectividad de la misma.

Interacciones en las que la Ampicilina disminuye los efectos de otros medicamentos 

La Ampicilina podría alterar los efectos o disminuir la efectividad de otros medicamentos, uno de ellos, los anticonceptivos orales. El médico recomendará otras alternativas anticonceptivas en estos casos.

Advertencias de la Ampicilina

Las consecuencias de no respetar las advertencias del antibiótico son delicadas. Estas dependen de la edad, condición física o enfermedades del paciente.

Alergias

La Ampicilina puede causar una reacción alérgica grave con erupciones en la piel, problemas de respiración e inflamación de garganta o lengua como síntomas. El paciente contactará inmediatamente a su doctor con una reacción de estas. Asimismo, acudirá a la Sala de Emergencias de un centro médico si los síntomas son graves y no volverá a consumir el antibiótico pues podría ser mortal.

Lee nuestra guía sobre la alergia y cuales son los síntomas más frecuentes

Advertencias para personas con ciertas condiciones de salud

Para personas con gonorrea y sífilis: la Ampicilina no curará la sífilis ni la gonorrea si no se combina con una dosis de penicilina inyectable.

Para personas con diabetes: la Ampicilina puede causar un falso positivo en pruebas de glucosa en la orina, uno que afectará el diagnóstico del médico. El paciente informará al especialista sobre los medicamentos que consume durante una revisión o prueba física.

Para personas con problemas renales: el cuerpo podría no deshacerse del antibiótico rápidamente si sufre o ha sufrido alguna enfermedad renal. Esta condición favorece a una sobredosis y a afectos secundarios.

Advertencias para otros grupos de personas

Para embarazadas: pese a que los resultados son negativos en cuanto a daños para fetos de animales, no hay suficientes estudios en mujeres que demuestren que la Ampicilina afecte al embrión.

La paciente informará al médico si está embarazada o planea quedar en estado durante el tratamiento con el fármaco. Aunque los estudios no demuestran daños en animales, las reacciones en seres humanos pueden variar en ocasiones.

La Ampicilina solo debe ser ingerida durante el embarazo si los beneficios son mayores que los riesgos.

Durante la lactancia: la Ampicilina se puede filtrar hasta la leche materna y causar efectos secundarios al bebé durante la lactancia. El médico determinará entre suspender la lactación o el tratamiento.

Para personas mayores: muchos adultos de o mayores de 65 años pierden velocidad en el hígado para deshacerse de las toxinas, por lo que un medicamento puede permanecer en el organismo por mucho más tiempo, aumentando el riesgo de sobredosis o una interacción dañina con el consumo de otros fármacos.

Para niños: los recién nacidos y bebés de meses tomarán la dosis más baja de Ampicilina, pues sus riñones no se han desarrollado suficientemente como para procesar y deshacerse del antibiótico, lo que implicará más riesgos de efectos secundarios.

¿Cómo debo tomar la ampicilina? 

Las siguientes dosis son recomendadas para las cápsulas orales de Ampicilina. La cantidad, forma recetada y frecuencia de su ingesta dependerán de la edad, infección tratada y su gravedad, otras condiciones médicas específicas y reacción del paciente a la primera dosis.

Los tipos de dosificación serán para las infecciones más comunes recetadas con Ampicilina. Existen más enfermedades en las que se pueden emplear el antibiótico. El paciente consultará con el médico ante cualquier duda de su receta.

Presentación y dosis de la Ampicilina

Nombre genérico: Ampicilina.

  • Presentación: cápsula oral.
  • Dosis: 250 miligramos y 500 miligramos.

Dosis recomendada de Ampicilina para infecciones del tracto genitourinario y gonorrea

  • La dosis para adultos de entre 18 y 64 años con infecciones del tracto genitourinario, es de 500 miligramos cuatro veces al día.
  • La dosis típica para la gonorrea es 3.5 gramos cada 24 horas.
  • La dosis para menores de 17 años con más de 20 kilogramos de peso con infecciones del tracto genitourinario, es de 500 miligramos cuatro veces al día.
  • La dosis para menores de 17 años con gonorrea y un peso mayor a los 20 kilogramos es de 3.5 gramos cada 24 horas.
  • La dosis recomendada para tratar infecciones del tracto genitourinario en niños de menos de 20 kilogramos, es de 100 miligramos por kilogramo al día divididos en cuatro dosis.

La dosis para mayores de 65 años será determinada por el médico porque el hígado no funciona correctamente en adultos de esta o más edad. El especialista recomendará una dosificación más baja y con un horario más extendido, para que hígado deseche el medicamento eficientemente.

Dosis recomendada para tratar infecciones del tracto respiratorio con Ampicilina

La dosis normal para adultos de entre 18 y 64 años es de 250 miligramos 4 veces al día, para niños de más de 20 kilos será de 250 miligramos también 4 veces al día y para niños de menos de 20 kilogramos comprenderá los 50 miligramos por cada kilogramo al día, divididos en 3 o 4 dosis.

La dosis en adultos mayores será determinada por el médico porque el hígado no funciona correctamente en estos. El especialista recomendará una dosificación más baja y con un horario más extendido para que el hígado deseche el medicamento eficientemente.

Dosis recomendada para tratar infecciones del tracto gastrointestinal con Ampicilina

La dosis normal para adultos de entre 18 y 64 años es de 500 miligramos cuatro veces al día, para niños de más de 20 kilogramos será de la misma cantidad y tiempo y para infantes de menos de 20 kilos comprenderá 100 miligramos por cada kilo, divididos en cuatro dosis durante el día.

La dosis recetada por el médico será determinada por la condición del hígado del paciente con 65 o más años. No se descarta que la cantidad sea menor y con más duración entre cada dosis, para que el órgano tenga más tiempo de desechar la Ampicilina y así evitar efectos secundarios.

Dosis para la meningitis

Las dosis para tratar la meningitis serán determinadas por el médico de acuerdo con el historial y condiciones físicas del paciente.

Siempre sigue las indicaciones de tu médico 

Las cápsulas orales de Ampicilina son administradas para tratamientos a corto plazo. No tomar la dosis prescrita favorecerá a la manifestación de efectos secundarios graves.

El paciente sabrá que el antibiótico funciona cuando note mejoría en su condición.

¿Qué pasa si dejo de tomar Ampicilina a mitad de tratamiento?

Para el correcto funcionamiento de la Ampicilina será necesaria al menos una pequeña dosis en el organismo durante todo el tratamiento. Omitir o detener la administración podría empeorar la infección.

La interrupción brusca del antídoto hará que la Ampicilina deje de funcionar y que la infección tenga resistencia al medicamento.

¿Qué hacer si olvido tomar una dosis?

El paciente tomará la dosis olvidada tan pronto la recuerde, no si la siguiente está próxima en el horario prescrito. No tomará dos cantidades para compensar porque favorecerá a la aparición de una sobredosis y potenciales efectos secundarios delicados.

¿Y si tomé una dosis de más?

Los síntomas de una sobredosis de Ampicilina son malestar estomacal y diarrea. El paciente contactará a su médico o asistirá al centro de control de intoxicaciones si tiene sospecha de que sufre una. Si los síntomas son severos llamará o asistirá inmediatamente a un centro médico.

Consejos importantes al tomar Ampicilina 

Las siguientes son recomendaciones para pacientes con recetas de cápsulas orales de Ampicilina.

Consejos generales 

  • No tomar el medicamento con comidas.
  • Ingerir con 250 mililitros de agua 30 minutos antes o dos horas después de comer.

¿Dónde guardar el medicamento?

  • Guardar las cápsulas a temperaturas de entre 20 ° C y 25 ° C.
  • No exponer la Ampicilina a la luz solar directa.

Recargas de Ampicilina

Cada receta cuenta con una sola recarga de Ampicilina. Será el médico el que determine la dosis exacta en la primera de ella, para que el paciente no tenga que comprar otra vez el medicamento.

Cuando salgas de viaje 

Será necesario tomar en cuenta las siguientes orientaciones al viajar:

El medicamento será guardado en un bolso de mano, siempre junto al paciente.

  • Las máquinas de rayos x del aeropuerto no dañarán el antibiótico.
  • Será necesario tener consigo el recibo de compra, la prescripción médica y la caja de la medicina, pues puede ser solicitada por los funcionarios aeroportuarios.
  • No colocar el medicamento en la guantera ni dejar dentro del automóvil. Tampoco guardar en temperaturas extremas.

Monitoreo clínico

El médico monitoreará las funciones de órganos específicos del paciente durante su tratamiento, para controlar posible problemas de salud al tomar Ampicilina. Estos órganos son:

Función del riñón: el médico realizará análisis de sangre para verificar el comportamiento de los riñones. Podría reducir la frecuencia de la dosis si estos comienzan a manifestar problemas.

Función del hígado: el médico realizará más análisis de sangre para verificar el comportamiento del hígado. Podría reducir la dosis si este comienza a manifestar problemas.

El especialista también podría emprender los siguientes estudios médicos:

Recuento de células sanguíneas: un examen de sangre servirá para verificar si la Ampicilina reduce los niveles de glóbulos rojos y plaquetas del paciente. El doctor podría disminuir la dosis o suspender el tratamiento definitivamente.

Sífilis: el médico podría hacer una prueba de sífilis al paciente si este tiene gonorrea. El examen se hará al comenzar y tres meses después de iniciado el tratamiento. El procedimiento para la gonorrea puede enmascarar los síntomas de la sífilis.

Si te gustó este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales, para que también conozcan qué es la Ampicilina, cómo tomarla y cuáles son sus efectos secundarios.

Ver También:


2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here