Como Autodiagnosticar Tu Dolor En El Hombro

La articulación del hombro se encuentra en un estado de alta vulnerabilidad, debido a su gran variedad de movimientos.

Este artículo te dará algunas nociones sobre las lesiones más comunes que tú mismo puedes diagnosticar en casa. Sin embargo, estos procedimientos no pretenden reemplazar la consulta médica especializada, sino que son una ayuda para alertarte sobre los posibles riesgos y saber cuándo tienes que acudir de manera urgente al médico.

Una Pequeña Lección De Anatomía Básica

La articulación del hombro está compuesta de huesos que se mantienen fuertemente unidos por tendones y ligamentos, y sobre ellos se encuentran los músculos.

Los tendones son una especie de cordones de tejido muy resistente que actúan como intermediarios entre los huesos y los músculos para mover el hombro. Y los ligamentos unen los tres huesos del hombro y le dan estabilidad a la articulación.

Instrucciones

Debido a que múltiples articulaciones, que permiten variados movimientos en los hombros, hace que sea un verdadero desafío identificar directamente una lesión, pero con las pruebas de evaluación y movimiento adecuadas, pueden reducirlo a problemas específicos.

Las pruebas se deben realizar sentado, con un compañero que te ayude a levantar el brazo donde tienes el hombro adolorido, tratando de que sea lo más alto posible. El ayudante debe utilizar una mano en el brazo y apoyar la otra en el omóplato.

El espacio en el que se encuentran los tendones, que forman parte del manguito rotador, se torna más pequeño al elevar el brazo por encima y debe ser empujado a su capacidad máxima.

Si el dolor se siente en el hombro, se considera una prueba positiva, el cual puede ser causado por el choque que se produce en esa zona del hombro entre los tendones o la bursa.

Prueba De Tendinitis Del Bíceps

  • Sentado, hay que levantar el brazo (del hombro adolorido) hacia adelante. Y, mientras mantienes el brazo hacia fuera, hay que rotar la palma hacia arriba.
  • Tu ayudante debe empujar tu brazo hacia abajo, mientras resistes que lo baje.

El dolor que se experimenta en la parte delantera del hombro, mientras resistes al empuje del brazo de tu ayudante, significa que la causa probable es una tendinitis del bíceps.

Desgarro Del Labrum

La prueba para determinar si se trata de esta lesión consta de dos partes:

1.Prueba De Aprehensión

  • Acostarse sobre la espalda, encima de una superficie elevada y plana, como una mesa.
  • Mover el brazo de manera perpendicular al torso.
  • Realizar la flexión del codo en ángulo recto.
  • El asistente debe realizar una lenta rotación del brazo, de forma que la mano se mueva en dirección de la oreja del compañero, empujando lo más alejado que se pueda, a la vez que el afectado mantiene el codo flexionado en ángulo recto.

Si el afectado está con temor a realizar este movimiento forzando la articulación, puede considerarse una prueba positiva para un posible desgarro del labrum.

2.Prueba De Reubicación

Al sentir que el hombro está inestable, con la necesidad de reubicarse, especialmente cuando se encuentra en una posición extrema de rotación; se puede hacer que el acompañante presione con suavidad en la parte frontal del hombro afectado, de forma tal, que logre la reubicación.

De sentirse el hombro más estabilizado, se considera una prueba positiva para la ruptura del labrum (1, 2).

Separación De La Articulación AC (Acromio-Clavicular)

En la articulación acromio-clavicular, se conectan el omóplato con la clavícula.

La lesión de la articulación acromio-clavicular es una de las afectaciones traumatológicas más frecuentes, que es común en eventos deportivos, pero más frecuente en accidentes automovilísticos o traumas de alto impacto.

Para hacer el autodiagnóstico de esta lesión, se utiliza la prueba de compresión de la AC.

  • Mientras se está sentado, el acompañante debe poner una mano en la parte delantera del hombro.
  • Mientras ubica la otra mano en la parte posterior, presionando de manera lenta y firme, para comprimir dicha articulación.

Si existe una separación articular, el dolor se puede experimentar cuando las manos presionan hacia abajo. También, si se siente dolor al elevar el brazo y se duerme, puede ser indicativo de una separación de la articulación AC (3).

Desgarro Del Manguito Rotador

  • Hay que estar sentado, mientras el compañero levanta el brazo afectado hacia un lado, quedando paralelo al piso.
  • Al relajar el brazo, el ayudante tiene que dejar caer el brazo.
  • Si el brazo cae de manera involuntaria, por no poder mantener esta posición, puede tratarse de un desgarro del manguito rotador.
  • En algunos casos, esta caída puede ser compensada tratando de elevar la escápula hacia el oído, a lo que hay que prestar atención para no falsear la prueba.

Lee la guía completa para evaluar tu manguito rotador

Lee los 5 mejores ejercicios para mejorar las lesiones del manguito rotador

Desgarro Del Supraspinatus O Supraespinoso

La prueba del vaso vacío es usada para realizar la evaluación del músculo supraspinoso, uno de los cuatro músculos del manguito rotador, el cual está ubicado en la parte superior de la articulación del hombro. Su función se relaciona con el levantamiento del brazo, llamado abducción.

  • Se puede estar sentado o de pie.
  • Se levanta el brazo afectado hacia adelante y a un lado, de forma que el brazo quede a unos 30 a 45 grados.
  • Hay que poner hacia abajo la muñeca, con la palma hacia el suelo, tratando de vaciar un vaso que contiene agua.
  • En esta posición, el ayudante debe empujar de forma suave hacia abajo el brazo afectado.

Si por el dolor, o la debilidad experimentada, no se puede mantener esta posición, es probable que se sufra de un desgarro del músculo supraespinoso.

Hombro Congelado

El hombro congelado, también llamado capsulitis adhesiva del hombro, produce una limitación de los movimientos a causa de una contractura de las partes blandas, debido a algún tipo de bloqueo mecánico.

Se da gradualmente en el tiempo, pudiendo limitar la funcionalidad del brazo, y se manifiesta con dolor, que puede dificultar el rascarse la espalda o alcanzar la cabeza.

Procedimiento:

  • Pararse frente al espejo mientras el acompañante presta atención al movimiento del brazo y del hombro.
  • El ayudante debe registrar tanto el rango como la calidad de dicho movimiento.
  • Lentamente se deben alzar los brazos, al frente y arriba.

Si se padece de hombro congelado, el brazo sólo llega un poco más arriba de la línea paralela respecto al suelo.

Aparte, en la medida que la escápula se va elevando, se generaliza el dolor del hombro.

  • A partir de esta posición, hay que bajar lentamente el brazo y luego elevarlo hacia un lado. Igualmente, si sube hasta encontrarse en paralelo con el piso, debido al dolor, es probable que sufras de hombro congelado.
  • Otra prueba para complementar, consiste en ubicar ambos brazos al lado del cuerpo con los codos doblados en ángulo recto.
  • Realizar el giro de ambos brazos hacia afuera, comparando la movilidad del brazo sano y el afectado. En caso del hombro congelado, no habrá un giro tan importante del brazo (1,4).

Esta pruebas son un protocolo que cualquiera puede utilizar de manera general y orientativa.

Ante todo, lo principal es la prevención de cualquier lesión o patología y, en el caso del hombro, lo mejor es fortalecer articulación y la musculatura asociada.

¿Tienes algún problema relacionado con tu hombro?

Esperamos tus dudas y aportaciones.

Guías de salud


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here