Dieta para la gastroenteritis: ¿Qué alimentos comer y cuáles están prohibidos?

Todos hemos sufrido alguna vez de vómito y diarrea a causa de una gastroenteritis, abajo te explico lo que puedes comer y lo que tienes que evitar para mejorar tu salud cuando te afecta este malestar.

¿Cómo la dieta te puede ayudar cuando tienes gastroenteritis?

La gastroenteritis es un proceso inflamatorio viral que se produce a nivel del intestino o estomago y causa en quien la padece síntomas incómodos como vómitos, dolores a nivel del abdomen, diarrea y fiebre.

Es una condición en la cual lo fundamental es prevenir la deshidratación, guardar reposo y cuando sea necesario ingerir medicamentos para el control de la fiebre y los vómitos.

Ahora bien, delante de este cuadro podemos preguntarnos: ¿Cuáles son los alimentos que debemos consumir para evitar la debilidad y poder obtener los elementos nutritivos que el organismo necesita para recuperarse?

En efecto una dieta adecuada puede ayudarnos a aliviar la inflamación y la irritación que producen la diarrea y los vómitos. La clave de dicha dieta es conocer cuáles alimentos se deben comer y cuáles evitar.

En este tipo de dieta se debe dar prioridad a alimentos de fácil digestión, bajos en grasas y con pocas fibras; algunos de ellos pueden ser el arroz blanco bien cocido, caldos, pollo, puré de papas y frutas cocidas o con bastante líquido, como el melón o la sandia.

Lee nuestra guía sobre los alimentos prohibidos y permitidos si tienes gastroenteritis

¿En qué consiste una dieta para gastroenteritis?

No consumir alimentos sólidos en las primeras doce horas (personas adultas) o en niños en las primeras seis horas.

Tomar bebidas a base de sales para rehidratación oral, bebidas deportivas, rehidratantes, isotónicas, suero oral hiposódico, se recomiendan por su aporte de bicarbonato sódico, azúcar y algunos minerales, que ayudan a la absorción de agua. No ingerir bebidas energizantes.

Se puede preparar agua de arroz o limonada alcalina, como otra opción alternativa para hidratar al organismo.

Cuando el estado de salud se vaya normalizando pasadas unas horas, se puede comenzar a ingerir alimentos sólidos en pequeñas cantidades, como puré de verduras o sopa, frutas, arroz, beber té de manzanilla.

Pero se debe continuar tomando bebidas rehidratantes como al inicio de la dieta para gastroenteritis.

Alimentos que debes comer cuando tienes gastroenteritis

Muchas personas que padecen de gastroenteritis pueden sentir miedo de comer cualquier alimento y no poder mantenerlos en el estómago, sin embargo existen algunos que normalmente no producen problemas estomacales, e inclusive que pueden ayudar con la inflamación del tracto digestivo.

Los síntomas de la gastroenteritis deberían disminuir o parar en un lapso de 24 horas.

No teniendo ningún otro tipo de problema digestivo, se puede comenzar a consumir poco a poco algunos alimentos en pequeñas cantidades, para que el estómago no se resienta durante la recuperación.

Entre las bebidas y alimentos que se pueden consumir si se tiene gastroenteritis, se destacan los siguientes:

  • Agua sola o con el jugo de un limón en intervalos de 30 minutos y en tragos pequeños. Ayudará a mantener la hidratación del organismo, pero es importante no exagerar con la ingesta de líquidos para así evitar los vómitos.
  • Suero líquido o disoluciones de tipo isotónico, también en sorbos pequeños cada 30 minutos.
  • Té digestivo elaborado con camomila, tilo o melisa.
  • Consomé de pollo elaborado en casa, bajo en grasas.
  • Arroz blanco hervido.
  • Pan tostado.
  • Puré de papas o de zanahorias.
  • Yogur descremado, sin azúcar añadido.
  • Frutos como la banana madura, manzana y pera (sin cáscara y cocinados).
  • Carnes blancas sin grasa, tales como pescados, pavo o pollo (no comer sushi).

Por otra parte está la llamada dieta BRAT, por sus siglas en ingles: banana (Banana), arroz (Rice), compota o puré de manzana (Apple sauce) y tostada de pan (Toast), destinada a personas que sufren de problemas gastrointestinales.

Todos los componentes de la dieta son ligeros, como para no producir mayores molestias en el estomago irritado, además la pectina contenida en la manzana proporciona fibra soluble que ayuda a tratar la diarrea.

Lee nuestra guía sobre las gastroenteritis viral: Causas, síntomas y tratamiento

Alimentos prohibidos cuando se sufre de gastroenteritis

Cuando se está en presencia de un episodio de gastroenteritis, el estómago y los intestinos están hipersensibles, por lo que deben ser evitados los alimentos fuertes, bebidas no adecuadas y otros ingredientes que empeoren la sintomatología.

Por lo tanto, se puede decir que si se padece de gastroenteritis, están prohibidas las siguientes comidas y bebidas:

  • Bebidas endulzadas como refrigerantes y jugos pasteurizados.
  • El té o café (la cafeína puede actuar como diurético, lo cual no es conveniente en estos casos).
  • Alimentos como las nueces, hortalizas de hojas verdes y legumbres (debido a que contienen elevada cantidad de fibras).
  • Carnes grasosas.
  • Embutidos.
  • Preparaciones fritas (pueden mantener la irritación del estomago e intestino).
  • Alimentos muy condimentados (picantes, curry, pimienta).
  • Dulces, tortas y chocolate.
  • Productos lácteos (pueden ser difíciles de digerir).

Es necesario destacar la importancia de descansar cuando se padece de gastroenteritis, un buen reposo durante 24 horas o más, en el caso de que el malestar persista por más tiempo.

También se debe mantener un control estricto para verificar que la persona esté totalmente hidratada.

Además, como recomendaciones extras están:

  • No tomar antibióticos, puesto que estos no combaten los virus y la gastroenteritis es de origen viral.
  • No ingerir ninguna medicación para detener la diarrea, en el caso de que se observen síntomas severos como sangre en las heces o diarrea muy fuerte.
  • Consultar en cualquier caso al médico si los síntomas no disminuyen después de las 24 horas de comenzada la gastroenteritis, o si se presentan desmayos, confusión, ausencia de orina, ojos hundidos y sangre en heces.

Ejemplo de un plan de dieta cuando se tiene gastroenteritis

A seguir presentamos un plan dietético para un período de tres días cuando se padece de gastroenteritis:

Día 1

Desayuno: 1 vaso de jugo de guayaba + 3 tostadas de pan con requesón.

Merienda de la mañana: 1 manzana cocida.

Almuerzo:  Sopa de pollo desmenuzado con papas y zanahoria.

Merienda de la tarde: 1 taza de té de cascara de naranja con jengibre + 1 rebanada de pan tostado con queso blanco.

Cena: Igual que el almuerzo.

Día 2

Desayuno: Té de camomila y jengibre + 1 rebanada de pan tostado con queso blanco.

Merienda de la mañana: 1 vaso de jugo de naranja (colado).

Almuerzo: Puré de papas con carne molida magra (puede sustituirse la carne por pescado blanco).

Merienda de la tarde: 1 banana + 3 tostadas de pan con requesón.

Cena: Igual que el almuerzo.

Día 3

Desayuno: 1 yogur natural + una rebanada de pan tostado con queso blanco.

Merienda de la mañana: 1 banana triturada con 1 cucharada de avena.

Almuerzo: 1 taza de arroz blanco bien cocido con pollo o pescado blanco + legumbres cocidas.

Merienda de la tarde: 1 vaso de jugo de manzana + 5 galletas de soda.

Cena: Igual que el almuerzo.

Durante el tiempo que dure el tratamiento dietético, debe asegurarse de mantenerse bien hidratado, para lo cual puede consumir a cualquier hora del día:

  • Agua.
  • Infusiones digestivas.
  • Agua con gas (para algunas personas la efervescencia les calma, para otras no).
  • Agua de limón (sin azúcar).
  • Bebidas electrolíticas o suero hidratante.
  • Cubos de hielo.

Pautas a seguir de acuerdo a la edad del paciente de gastroenteritis

Para los diferentes grupos etarios, se deben tener en cuenta ciertas normas como son:

  • En el caso de bebés: intentar mantener la hidratación al máximo, cuando se esté alimentando (con pecho o formula), debe hacerse con frecuencia pero por períodos más cortos de tiempo.
  • En el caso de niños: no se les debe suministrar bebidas azucaradas, ni golosinas; tampoco alimentos que puedan producir alteraciones estomacales y obviamente como en todos los casos, mantenerlos hidratados.
  • En el caso de adultos: ir despacio en lo que se refiere a la alimentación, si los vómitos persisten, esperar a que el estomago esté más estable antes de volver a ingerir alimentos.

Una dieta para gastroenteritis ideal consistirá en sustituir alimentos sólidos en las primeras doce horas por bebidas rehidratantes, y luego se introducirá de forma gradual comida sólida en pequeñas porciones, observando en todo momento cómo se van asimilando los alimentos.

¿Qué es la gastroenteritis?

Es una condición médica en la que se presenta una inflamación de la membrana interna del intestino grueso o delgado, provocando diarrea, dolor abdominal, fiebre, escalofríos, dolor de cabeza, vómitos y generalmente es causada por una bacteria, virus o parásito.

Puede no ser infecciosa (si hay enfermedad de Crohn, intolerancia al gluten o lactosa), pero principalmente se contrae por medio de alimentos contaminados y el contacto con una persona infectada, entre otras causas.

 

Una buena manera de prevenir la gastroenteritis es lavándose las manos de manera frecuente. Si esta condición no es aguda, generalmente presentará solo síntomas como la diarrea o vómitos.

La mejor manera de iniciar un dieta para gastroenteritis es rehidratando al organismo, reponiendo líquidos que se perdieron en vómitos y diarrea para evitar una deshidratación, que generalmente es más común en ancianos, niños, bebés, o en gente que tenga un sistema inmunológico débil.

La mayoría de las veces, esta condición se alivia sin tratamiento, pero todo dependerá de la causa que la provocó y de los síntomas que se presenten, pero generalmente se aliviará siguiendo al pie de la letra una dieta para gastroenteritis adecuada y rehidratando al organismo.

Si se siguen presentando síntomas como fiebre elevada, diarrea por más de dos días o sangre en las heces, mareos, o no se asimilan los alimentos sólidos después de varios días, es necesario acudir al médico de inmediato, automedicarse solo podría empeorar su situación.

Ver También:

Artículo anteriorPropiedades del coco
Artículo siguienteBeneficios del mate
Licenciada en Nutrición, egresada de la Universidad Lamar de Guadalajara, Jalisco México. Apasionada por dar a conocer los métodos y hábitos para comer saludable y prevenir las enfermedades crónico-degenerativas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here