8 razones por las que comer las uvas todos los días

Cuando comes una deliciosa y jugosa uva, no solo obtienes su dulce sabor, sino también una gran cantidad de antioxidantes y nutrientes que pueden ayudarte a mantenerte saludable. Lo mejor es que prácticamente no tienen grasa y son muy bajas en calorías.

Las uvas han existido por miles de años y tienen cualidades beneficiosas para tu salud. Sin embargo, muchos tienen la preocupación de que contienen muchos azúcares y calorías.

En este artículo descubriremos si estas preocupaciones son justificadas, viendo cada uno de sus beneficios junto a estudios clínicos que los respaldan.

Lee también nuestra guía sobre las mejores frutas bajas en carbohidratos y cuáles debes evitar

 

1. Las Uvas Son Una Buena Fuente De Polifenoles

Todas las variedades de uva tienen un compuesto conocido como polifenol, que le da a muchas plantas sus colores vibrantes, así como protección contra los daños ambientales y las enfermedades.

Se sabe que los polifenoles son antioxidantes que ayudan a eliminar los radicales libres y se encuentran en mayoría en la piel y la pulpa de las uvas (1).

Gran parte de los beneficios de las uvas provienen de su alto contenido de polifenoles, los cuales pueden ayudarte a prevenir las siguientes enfermedades:

  • Enfermedad pulmonar.
  • Problemas cardíacos.
  • Osteoporosis.
  • Alzheimer.
  • Diabetes.
  • Cáncer.

Lee también nuestra guía sobre las mejores frutas para los diabéticos tipos 2 

 

2. Las Uvas Ayudan A Prevenir El Síndrome Metabólico

El síndrome metabólico es un grupo de factores de riesgo que aumentan la probabilidad de padecer diabetes, derrame cerebral y enfermedades cardíacas (2).

Estos factores de riesgo incluyen:

  • Bajos niveles de colesterol bueno (HDL).
  • Niveles altos de azúcar en la sangre.
  • Niveles altos de triglicéridos.
  • Alta presión sanguínea.
  • Una cintura grande.

Los alimentos que son ricos en polifenoles, como las uvas, pueden protegerte del síndrome metabólico.

Estudios sugieren que los polifenoles de la uva, en particular los de su semilla, ayudan a controlar tus niveles de colesterol, los niveles de azúcar en tu sangre y la presión arterial (3).

Lee también nuestra guía sobre las TOP 10 hierbas para bajar la presión arterial alta

 

3. Las Uvas Pueden Retrasar El Envejecimiento

Uno de los polifenoles más importantes en la uva es el resveratrol, el cual es capaz de prevenir enfermedades degenerativas. Además, puede activar tus genes de longevidad y ayudar a tus células a sobrevivir por más tiempo (4).

Las uvas también contienen ácidos grasos polinsaturados como el ácido linolénico, un ácido graso esencial que abunda en la epidermis de nuestra piel.

Investigaciones demuestran que la ingesta regular de ácidos grasos polinsaturados promueve la función protectora de la piel (5).

Los ácidos grasos polinsaturados pueden mejorar la sensibilidad de tu piel y están relacionados con la fotoprotección de la misma, que es una reducción de la inflamación en la piel.

Un remedio popular consiste en aplicar uvas trituradas directamente sobre tu piel para humectar y aliviar la piel seca.

Lee también nuestra guía sobre las 12 mejores cremas para las arrugas antienvejecimiento

 

4. Las Uvas Benefician Tus Ojos

Las uvas pueden estar cerca de destronar a las zanahorias como el mejor alimento para la salud de tus ojos.

De acuerdo a una investigación realizada por la Asociación para la Investigación en Visión y Oftalmología, comer uvas regularmente puede protegerte del deterioro de la retina, el cual puede dar pie a enfermedades como la degeneración macular (6).

En la investigación, los ratones alimentados con el equivalente a tres porciones de uvas al día, mantenían la función de su retina protegida. Además, sus retinas se engrosaron y las respuestas fotoreceptoras aumentaron.

 

5. Las Uvas Mantienen Tu Corazón Saludable

Los polifenoles en las uvas ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares (7).

Además de protegerte de los radicales libres, las uvas poseen efectos antiplaquetarios, antinflamatorios y pueden asistir a la función endotelial, que está relacionada con factores de riesgo a desarrollar bloqueos en las arterias o aterosclerosis.

 

6. Las Uvas Te Dan Fibra

Las uvas contienen una pequeña cantidad de fibra soluble, que puede reducir los niveles de azúcar y colesterol en la sangre.

Si sufres de irregularidad estomacal, comer más fibra te podría ayudar a evacuar más fácilmente.

 

7. Las Uvas Pueden Mejorar Tu Memoria

Las frutas con altos niveles de antioxidantes, como la uva, pueden reducir el estrés oxidativo que provoca el envejecimiento.

En algunos estudios, la reducción del estrés oxidativo aumentó el rendimiento de la función motora y de la memoria verbal (8).

Un estudio encontró que tomar jugo de uva Concord por 12 semanas aumenta el aprendizaje verbal en adultos que presentaban una memoria en declive, pero que no padecían de demencia (9).

Lee también nuestra guía sobre los TOP 5 ejercicios para mejorar tu memoria y ser más inteligente

 

8. Las Uvas Son Ricas En Vitamina K

Las uvas son una buena fuente de vitamina K, que ayuda a coagular tu sangre.

La deficiencia de vitamina K te puede poner en riesgo de una hemorragia y aumentar el riesgo de osteoporosis, aunque se necesitan de más estudios al respecto (10).

 

¿Las Uvas Pasas También Ayudan?

Las pasas son uvas deshidratadas que, al no contener agua, tienen niveles más altos de antioxidantes y polifenoles que las uvas frescas.

En un estudio del 2012 se descubrió que masticar pasas tres veces al día puede disminuir el riesgo de presión arterial. No obstante, contienen más calorías y azúcar que las uvas frescas, por lo que debes comerlas con moderación, en especial si padeces diabetes.

 

¿Cómo incluir las uvas a mi dieta?

Las uvas son muy fáciles de preparar en una gran variedad de recetas y excelentes para preparar postres saludables.

Otras formas populares de disfrutarlas incluyen:

  • Congeladas para preparar un delicioso licuado.
  • Dentro de una ensalada verde.
  • Jugo de uvas frescas.
  • Asadas con nueces.

 

Las razones por las que incluir las uvas en tu dieta

Las uvas son buenas para ti, están llenas de antioxidantes y nutrientes, así como fibra y muy pocas calorías.

Incluirlas a tu dieta diaria puede ayudarte a reducir el riesgo de desarrollar diabetes, obesidad, cáncer y de sufrir un ataque al corazón o derrame cerebral.

Son deliciosas y fáciles de comer, por lo que debes cuidar el tamaño de tus porciones. Si comes demasiadas de una sola vez, podrías exceder tu límite diario de carbohidratos y calorías, anulando sus beneficios y aumentando el riesgo de ganar peso.

Aunque contienen azúcar natural, tienen un bajo índice glucémico, es decir, que es poco probable que una sola porción eleve significativamente tus niveles de azúcar en la sangre.

Pero el azúcar en las pasas se concentra durante el proceso de deshidratación, lo que aumenta su índice glucémico. Por esta razón, deben consumirse con moderación.

Es posible que las uvas de mesa tengan residuos de plaguicidas, así que, para reducir tu exposición a estas sustancias, lávalas a fondo antes de comerlas y elige marcas orgánicas de ser posible.

 

Nos gustaría conocer tus experiencias con las uvas.

Hasta pronto.

 

Ver También:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here