Remedios Caseros Para Curar las Hemorroides Externas – [100% Natural]

 

Las hemorroides son la insuficiencia de las venas hemorroidales localizadas en el recto y el ano, que al dilatarse por debilidad de las paredes causan várices.

Las venas se ensanchan cuando aumenta la presión abdominal por estreñimiento, obesidad, embarazo, parto o sedentarismo.

El prolapso de las venas dilatadas alrededor del ano ocurre cuando las venas hemorroidales se manifiestan en forma de bolita o bulto, en donde puede ocurrir una trombosis por coagulación dentro de la vena, siendo una etapa muy dolorosa.

Hay dos grupos de venas hemorroidales; las superiores que causan varicosidad de las hemorroides internas y las inferiores que provocan hinchamiento en las hemorroides externas.

Así como se sabe que una dieta rica en fibra previene las hemorroides, está comprobado que un mal hábito alimenticio aumenta las probabilidades de padecer esta insuficiencia de las venas hemorroidales.

Síntomas de las hemorroides

  • Presencia de bulto o bola muy dolorosa en el ano.
  • Estreñimiento.
  • Comezón.
  • Dolor al defecar y en el aseo después de hacerlo.
  • Sangrado espontáneo o durante la defecación; la sangre es roja brillante.

¿Cuál es el tratamiento común de las hemorroides externas trombosadas?

El tratamiento médico de las hemorroides consiste en aliviar el dolor con analgésicos o anestésicos locales. También se sugiere tomar laxantes o consumir mucha fibra.

Los corticoesteroides en cremas o supositorios ayudan a desinflamar, a quitar la comezón y el dolor. La Lidocaína en crema aporta un alivio temporal a la molestia.

La ligadura de las venas trombosadas, la cauterización, escleroterapia y la cirugía, se suman a los procedimientos médicos para combatirlas.

Pese a que cada uno de estos medicamentos y métodos favorece a paliar los malestares provocados por las hemorroides, ninguno elimina la hinchazón.

¿Cuáles remedios caseros te ayudan a eliminar las hemorroides externas trombosadas?

Los siguientes son remedios efectivos para eliminar las hemorroides externas.

Hamamelis, avellano mágico o avellano de bruja

  • Se agregarán dos cucharadas de Hamamelis en un vaso de agua, se hervirá por 10 minutos y se dejará reposar.
  • Se remojará un algodón en la tibia infusión y se aplicará en el ano.

El contenido también se puede usar para el aseo después de defecar.

El también conocido como avellano mágico o avellano de bruja ayuda a desinflamar las várices de las venas hemorroidales y a disminuir la comezón.

Bicarbonato de sodio y sales de Epsom

  • Se mezclarán a partes iguales bicarbonato de sodio con sulfato de magnesio, también conocido como, sales de Epsom, con un poco de glicerina.
  • El contenido se aplicará periódicamente en las hemorroides para reducir la inflamación de estas.

Lee nuestra guía sobre las propiedades y beneficios del bicarbonato de sodio

Hielo

Efectivo remedio para tratar las venas hemorroidales trombosadas.

Colocar un cubo de hielo envuelto en un paño o trapo limpio sobre las hemorroides por 15 minutos varias veces al día. La inflamación bajará lentamente.

Ajo

Además de ser un antiinflamatorio natural, el ajo tiene propiedades antisépticas que mantiene el área anal libre de bacterias, previene la inflamación de las hemorroides por favorecer a la circulación sanguínea y fortalece las paredes de las venas para evitar la insuficiencia venosa.

El ajo se empleará de 3 maneras como tratamiento para las hemorroides externas.

Aceite de ajo

Preparación

  • Se pelarán todos los dientes de una cabeza de ajo y se echarán en un sartén con aceite de oliva o coco, hasta cubrirlos todos.
  • Se cocinará a fuego lento y se mantendrá el aceite burbujeando entre 15 y 30 minutos, sin freír el ajo. El color obscuro del aceite significará que absorbe los aceites de la especie.

Se retirará la sartén del fuego, se colará el aceite y se desecharán los dientes.

Empleo

Impregnar un algodón con gotas del aceite a temperatura ambiente y aplicar hasta 3 veces al día en las hemorroides o hasta que sea tolerado. El uso excesivo podría provocar una quemadura.

Pasta de ajo

Los pedazos triturados de 2 dientes de ajo machacados se colocarán en una gasa y esta sobre el ano por 5 minutos. El área se lavará con abundante agua después de aplicar este método.

Té de ajo

Preparación

  • La infusión se preparará con 3 o 4 dientes de ajo picados en un vaso de agua.
  • Los ingredientes serán hervidos por 10 minutos. Se colará el líquido y se desecharán las especies.

Empleo

Se aplicará con un algodón en las hemorroides por 5 minutos hasta 3 veces al día.

Baño de asiento

Consiste en estar sentado dentro de una tina con agua tibia y con las rodillas juntas al pecho por entre 15 a 30 minutos, dos veces al día.

Se le puede añadir al agua sales de Epsom, vinagre de manzana o dos litros de agua de flores de manzanilla hervidas.

Castaña de indias, menta, alholva y los arándanos, son otras hierbas y plantas utilizadas como baño de asiento o infusión.

Manzanilla

Preparar una infusión de manzanilla, colarla y desechar la hierba. Se aplicará fría con un algodón en las hemorroides dos o tres veces al día. También servirá aceite de manzanilla.

Lee nuestra guía sobre las propiedades de la manzanilla

Aloe vera o sábila

El aloe vera es un antiinflamatorio natural. Se empleará de tres formas.

Gel: aplicar gotas de gel en las hemorroides en las noches. Estas se compran en farmacias o tiendas naturistas.

Sábila natural: aplicar el líquido de la pulpa de un trozo de sábila natural en las hemorroides.

Jugo o zumo de aloe vera: el jugo o zumo de aloe vera tiene un efecto laxante que ayuda a evacuar si esfuerzo, porque ablanda el excremento. Beber mucho jugo podría provocar diarrea u otros efectos intestinales.

El zumo no será bebido por personas con colitis, enfermedad de Crohn, embarazadas o lactantes.

Acelgas y espinacas

Ambas plantas aportan un efecto antiinflamatorio.

Se aplicarán frías en la región anal por varios minutos.

Papa

La papa aliviará la comezón y desinflamará las hemorroides.

Se aplicará la pulpa de una porción de papa rallada en el área afectada con un paño limpio varias veces al día.

Clavos de olor y hojas de laurel

Hervir con agua 5 clavos de olor y 3 hojas de laurel por 10 minutos. El líquido colado y frío se aplicará con un algodón.

Recomendaciones

Los remedios serán empleados preferiblemente después de evacuar. Lo ideal es la región anal esté bien limpia antes de aplicarlos.

Ponerse de pie por al menos 5 minutos cada media hora o 60 minutos como máximo, ayudará a los intestinos a mejorar la digestión y a evacuar sin molestias en secretarias, redactores, programadores y demás personas con oficios en los que están mucho tiempo sentados.

El intestino funcionará mejor y se evitarán las hemorroides con caminatas de 30 minutos al día u otros ejercicios que contrarresten el tiempo que se está sentado.

Comer muchas hamburguesas y demás alimentos no saludables producirá heces más duras, lo que demandará más esfuerzo del recto y del ano al defecar, aumentando la presión en sus venas. Con ello habrá más posibilidades de desarrollar hemorroides externas.

Estar bien hidratado ayudará a que el excremento sea más blando.

Para evacuar heces fecales más blandas y sin esfuerzo, se comerán más frutas y hortalizas que aumenten el ingreso de fibra al cuerpo. Evacuar sin fuerza es lo mejor para disminuir y prevenir las hemorroides.

Médicos recomiendan dedicar 5 minutos a defecar sin esfuerzo.

Los alimentos con mucha grasa, picantes y las bebidas con gas o alcohólicas, entorpecen una buena digestión, lo que conlleva a evacuar con fuerza, estreñimiento y hemorroides.

Si te gustó este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales, para que también conozcan los remedios caseros para las hemorroides externas.

Ver También: